Archivo de la categoría: SALVAJES

Alemania: oleada de crímenes de honor musulmanes

La pintoresca localidad alemana de Hamelin fue escenario de una terrible violencia por honor cuando kurdo turco Nuretin B. trató de asesinar a una de sus tres mujeres. (Imagen: Martin Möller/Wikimedia Commons)

por Soeren Kern

El juicio a un kurdo que ató a una de sus tres esposas a la parte trasera de un coche y la arrastró por las calles de una localidad de la Baja Sajonia ha llamado la atención sobre un estallido de violencia musulmana por honor en Alemania.

La violencia por honor —que va del maltrato emocional a la violencia física y sexual y el asesinato— suele ser perpetrada por elementos masculinos contra miembros femeninos de su misma familia que se considera han llevado la vergüenza a la propia familia o clan.

Las ofensas incluyen negarse a aceptar un matrimonio concertado, iniciar una relación con un no musulmán o alguien que no haya sido aprobado por la familia, negarse a seguir casada con un maltratador o llevar un estilo de vida excesivamente occidental. En la práctica, sin embargo, la raya que separa los crímenes por honor y los crímenes pasionales suele ser muy difusa y cualquier desafío a la autoridad masculina puede acarrear el castigo, que a veces es sobrecogedoramente brutal.

El 22 de mayo, un tribunal de Hanover escuchó cómo un kurdo de 39 años y de origen turco llamado Nuretin B. intentó asesinar a su segunda esposa, Kader K, de 28 años, después de que ella le pidiera ayuda económica para el hijo de dos años que tenían en común. La fiscala general, Ann-Kristin Fröhlich, reconstruyó los actos de Nuretin B.:

En torno a las seis de la tarde del 20 de noviembre de 2016, Nuretin B. montó en su coche en Hamelín para reunirse con Kader K. En el maletero había un cuchillo, un hacha y una cuerda. En la parte trasera del coche iba sentado el hijo de dos años de ambos, que había pasado el fin de semana con él. En la calle, la pareja inició una discusión y él empieza a golpearla. Después él coge el cuchillo y se lo clava a ella en el pecho. La hoja de 12,4 cm de largo penetra el pericardio y el músculo cardiaco. Una segunda puñalada le abre la cavidad abdominal izquierda. Nuretin B. saca entonces el hacha. Con el filo golpea a la mujer en la cabeza y la parte superior del cuerpo, rompiéndole el cráneo.

Después agarra la cuerda. En un extremo forma un nudo corredizo alrededor del cuello de la mujer, y luego ata el otro extremo al remolque de su VW Passat negro. Nuretin B. pisa el acelerador. Corre por las calles a 80 km/h. Al cabo de 208 metros se rompe la cuerda. Kader K. va a dar contra un bordillo. Nuretin B. conduce hasta la comisaría para entregarse. El niño sigue sentado en el asiento trasero.

El presidente del tribunal, Wolfgang Rosenbusch, preguntó a Kader K., que estuvo en coma durante semanas, que contara su parte de la historia. Dijo que “el horror” empezó inmediatamente después de su boda por la sharia (el matrimonio no es válido según la ley alemana) en marzo de 2013, cuando Nuretin B. le prohibió cualquier contacto con sus amigos y su familia. Sólo podía salir de casa para ir al mercado y al médico. No podía tener teléfono móvil. Rosenbusch preguntó: “¿Tiene él algún problema con las mujeres?”. Kader K. respondió: “Cree que las mujeres son esclavas; deben estar calladas”.

Nuretin B. ha confesado el crimen pero insiste en que no fue premeditado. Ha sido acusado de intento de asesinato y se enfrenta a una sentencia máxima de quince años de cárcel.

El 9 de mayo, un tribunal de Kiel sentenció a un turco de 35 años a dos años y medio de cárcel por disparar contra su exmujer en las rodillas y dejarla coja de por vida, con la esperanza de que no resultara atractiva a otros hombres. El tribunal escuchó cómo el hombre se llevó a su mujer a la parte de atrás de una mezquita del barrio tras las oraciones del viernes, la acusó de ofender su honor y la disparó diciendo: “Ya no puedes andar. Te quedarás en casa”.

Sin embargo, en el tribunal, la mujer, posiblemente presionada por su familia o la mezquita, declaró que la pareja se había reconciliado y que irían a ver a un consejero matrimonial. Algunos observadores supusieron que la disputa se había resuelto en un tribunal de la sharia. En cualquier caso, el tribunal alemán permitió al hombre volver a casa con su mujer y aún se desconoce si cumplirá, y cuándo, su condena.

En Münster, un tribunal condenó a un libanés de 36 años llamado Amer K. a doce años de cárcel por matar a su mujer apuñalándola. El tribunal escuchó cómo Amer K. apuñaló a Fátima S., de 26 años y madre de sus tres hijos, en el pecho y el cuello más de veinte veces con un gran cuchillo de cocina porque ella quería divorciarse.

Entretanto, un tribunal de Hanau sentenció a un refugiado sirio de 22 años a doce años de cárcel por matar a su hermana de 30 años, Ramia A., con un cuchillo de cocina. Estaba embarazada de 23 semanas y la acusaba de haber llevado la vergüenza a su familia. Su hijo no nato también murió en el ataque.

Se desconoce cuál es la verdadera escala del problema de los crímenes de honor en Alemania: muchos no son denunciados y no existen estadísticas fiables. La evidencia empírica indica que la violencia por honor —principal pero no un producto exclusivo de la cultura musulmana y la ley islámica, la sharia— ha entrado en fase de metástasis desde que la canciller, Angela Merkel, permitió entrar a unos dos millones de migrantes de África, Asia y Oriente Medio.

En marzo de 2011, el Max Planck Institute publicó un estudio seminal sobre los asesinatos por honor. El estudio analizaba todos los crímenes de ese tipo ocurridos en Alemania entre 1996 y 2005. El informe reveló que había habido dos en 1998 y doce en 2004. En 2016, en cambio, la cifra se disparó a más de 60, un aumento del 400%, según la web Ehrenmord.

La cifra real de crímenes de honor es presumiblemente mucho más alta. El aumento de la censura por parte de la Policía y los medios, con el objetivo de refrenar los sentimientos antiinmigración, imposibilita saber los nombres y orígenes nacionales de muchas víctimas o perpetradores, o las verdaderas circunstancias que rodean a muchos asesinatos, que a menudo parecen ser crímenes por honor pero son reducidos a “disputas domésticas” (Familienangelegenheiten).

El presente año va no obstante camino de marcar el récord en violencia por honor en Alemania; en los primeros cinco meses ha habido al menos treinta crímenes de honor, entre ellos los siguientes:

18 de mayo. En Berlín, un bosnio de 32 años, Edin A., asesinó a su exnovia, una alemana de 35 años llamada Michelle E., después de que ésta pusiera fin a su abusiva relación. Edin A. también secuestró y torturó al hijo de 12 años de la chica, al que obligó a presenciar el asesinato de su madre. Los vecinos dijeron que habían alertado a la policía varias veces por la conducta violenta de Edin A., pero que la policía no hizo nada.

17 de mayo. En Pforzheim, un tayiko de 53 años mató a puñaladas a su esposa de 50 años en su lugar de trabajo, un centro de día cristiano. Se desconoce todavía si la mujer se había convertido al cristianismo.

17 de mayo. En Wardenburg, un iraquí de 37 años mató a su mujer de 37 años apuñalándolamientras dormía en su cama. Los cinco hijos de la pareja, con edades comprendidas entre los cuatro y los quince años, estaban en casa en el momento del asesinato y ahora viven con unos parientes.

8 de mayo. En Neuendettelsau, un solicitante de asilo etíope de 24 años, Mohamed G., apuñalóa su novia de 22 años en el estómago en un restaurante después de que ella presuntamente lo “provocara”. La mujer estaba embarazada de cinco meses; el bebé no nato murió en el ataque.

4 de mayo. En Friburgo, un solicitante de asilo sirio de 33 años apuñaló a su mujer de 24 años, una cristiana kurda que se había marchado del apartamento de la pareja, pero que había vuelto a recoger algunas pertenencias personales. Los tres hijos de la pareja —de seis años, tres años y diez meses respectivamente— están ahora en custodia protectora.

29 de abril. En Prien am Chiemsee, un afgano de 29 años mató a puñaladas a una afgana de 38 años, Farima S., que se había convertido al cristianismo. El atacante rodeó a la mujer cuando salía de una tienda con sus dos hijos.

23 de abril. En Syke, un iraquí de 32 años, Murad B., estranguló a su mujer de 32 años, Mehe K., delante de los tres hijos de la pareja, de uno, dos y nueve años.

23 de abril. En Dresde, un refugiado palestino de 29 años, Shahajan But, asesinó a su novia, una vietnamita de 41 años llamada Thu T. La policía dice que el hombre, que había llegado a Alemania en diciembre de 2015, se enfureció al saber que la mujer no había publicado ninguna foto de él en su página de Facebook, y sospechó que ella pudiera tener otro novio.

16 de abril. En Mainz-Finthen, un solicitante de asilo egipcio de 39 años mató a puñaladas a su mujer de 32 años. La policía dijo que la pareja había estado discutiendo en el momento del ataque. Sus dos hijos están en custodia protectora.

5 de abril. En Leipzig, un sirio de 34 años mató a su mujer de 28 años apuñalándola porque ésta quería el divorcio. Los dos hijos de la pareja presenciaron el ataque. Están en custodia protectora.

31 de marzo. En Gütersloh, un sirio de 43 años quemó a su hija de 18 años con un cigarrillo y la amenazó con matarla. Cuando la policía intervino, el padre se negó a permitir a su hija salir de casa. Después de que la policía lograra poner a salvo a la hija, el padre y el hijo atacaron a la policía, que usó espráis de pimienta para repeler los ataques. La chica está en custodia protectora.

15 de marzo. En Kiel, un turco-alemán de 40 años mató a su esposa turca, de 34 años, apuñalándola delante de un centro de día. Los vecinos dijeron que la pareja, que se había separado, había estado discutiendo acerca de mandar a sus tres hijos a Turquía.

4 de marzo. En Duisburgo, un solicitante de asilo sirio de 30 años, Mahmud Mahruseh, apuñalóa su exnovia de 32 años. La mujer sobrevivió; su atacante sigue suelto.

3 de marzo. En Mönchengladbach, un solicitante de asilo de 32 años, Ahmed Salim, asesinó a una alemana de 47 años, Nicole M., presuntamente después de que ella terminara su relación con él. El hombre, que también utiliza el alias “Jamal Amilia”, fue arrestado en España. En su solicitud de asilo, había escrito que era de Israel. En otra solicitud de asilo puso otro país, había escrito que era de Marruecos. Se cree que es de Irak.

2 de marzo. En Scheeßel, un iraquí de 42 años mató a su esposa de 52 años, también de Irak, apuñalándola. La policía describió el crimen como un asesinato por honor. Los hijos de la pareja están ahora en custodia protectora.

25 de febrero. En Euskirchen, un turco-alemán de 32 años mató a puñaladas a su exnovia, una alemana de 32 años que había empezado a salir con otra persona.

17 de febrero. En Offenbach, un turco de 32 años, Volkan T., disparó y mató a su exnovia, una mujer de 40 años, Silvia B. El hombre dijo que estaba enfadado porque la mujer, que tenía dos hijos, había terminado su relación con él.

15 de febrero. En Bielefeld, un iraquí de 51 años intentó asesinar a su esposa de 51 años atacándola con un martillo cuando asistía a clase de alemán en una academia de idiomas del barrio. El hombre estaba al parecer enfadado porque la mujer se mezclaba con otros estudiantes de lengua.

10 de febrero. En Ahaus, un solicitante de asilo nigeriano de 27 años mató a puñaladas a una mujer de 22 años después de que ella presuntamente ofendiese su honor rechazando sus insinuaciones románticas. La mujer, hindú, trabajaba en el mismo centro para refugiados donde vivía el atacante. Fue arrestado en Basilea (Suiza).

7 de febrero. En Hanover-Mühlenberg, un serbio de 21 años apuñaló a su exnovia después de que ésta pusiera fin a su relación con él y empezara a salir con otra persona.

1 de febrero. En Hamburgo, un afgano de 26 años apuñaló a su mujer de 28 años, separada de él, durante una pelea; ella sobrevivió al ataque.

15 de enero. En Bremen-Vegesack, un turco de 39 años mató a su mujer siria de 40 años, que estaba embarazada de nueve meses, porque quería divorciarse de él. El bebé no nato también murió en el ataque.

5 de enero. En Waldshut-Tiengen, un turco de 47 años apuñaló a su mujer separada cuando iba por la calle con un amigo. Cuando ella intentó escapar, él la persiguió y le clavó un cuchillo en la espalda.

4 de enero. En Köln-Buchheim, un iraquí de 44 años asesinó a su hija de 19 años porque no aprobaba a su novio. Dos días después, llamó a la Policía: “He matado a mi hija”, dijo. Quizá el hombre nunca sea llevado ante la justicia; se cree que ha huido a Irak.

Soeren Kern es analista de política europea para el Instituto Gatestone en Nueva York. Síguelo en Facebook y en Twitter.

Traducción del texto original: Gatestone Institute
Traducido por: Revista El Medio

¿Usted piensa que la crueldad de los musulmanes contra los animales, solo se limita a los perros y a la bárbara masacre animal halal?

La crueldad de los musulmanes contra los animales, no conoce límites. En Dinamarca, algunos inmigrantes musulmanes han capturado gatos, los decapitan y a continuación, les cortan el abdomen y le sacan sus intestinos.

ADVERTENCIA : Este artículo contiene descripciones gráficas y fotografías de crueldad animal musulmán. 

10 NEWS  This is how    Una mujer que trabaja para la Protección de los Animales de Dinamarca describe algunos de los horribles tratamientos a los que son sometidos los animales en el área de Vollsmose, dominada por los musulmanes, un barrio de Odense, la tercera ciudad más grande de Dinamarca.

jóvenes musulmanes crucifican a un gato para burlarse de Jesús como una protesta contra una película anti-Islam.

“Los he visto utilizando a los gatos como balones, cuando están jugando al fútbol. He visto a los gatos con sus piernas arrancadas y sus ojos arrancados. Vemos gatos a los que les han arrancado sus cabezas, y a los que les habían arrancado la piel, o los hemos visto con sus piernas y la espalda rota “.

hombre musulmán dice: “Este animal ha agredido mi casa y se comió a uno de mis pájaros. Así que decidí darle su debido castigo en el mismo estilo que hemos aprendido de ISIS”

 “Lo peor que vi fue un montón de gatitos arrastrándose con sus intestinos colgando porque les habían cortado sus vientres,”dice ella.

Teresa. S. Wilbert, Director de la Protección del gato danés, está de acuerdo en que la zona no es segura, especialmente para los gatos:

FRANCIA: películas árabes musulmanes a sí mismo lanzando un gato tan duro como pueda contra una pared.

“En Vollsmose, el grado de abuso contra los gatos es peor que en otros lugares en Dinamarca. Por lo general, los niños menores de diez años de edad abusan de los animales,”  dice ella. Wilbert dice que en 2016 recibieron entre 20-25 informes sobre el maltrato animal en Vollsmose, “pero muchos casos no se denuncian, por lo que la cantidad de crueldad animal es probablemente mucho mayor.”

Suecia: los salvajes musulmanes tunecinos decapitan y le arrancan la piel a un gato, y luego publicar sus fotos en Facebook y Twitter.

Es difícil para las autoridades ayudar a los animales, ya que la zona es muy insegura. Cuando un voluntario de la agencia danesa de protección animal entró en el área para rescatar a un gato abusado,  fue atacado por los residentes locales de origen inmigrante. Coincidentemente, fue filmado el asalto.

“Un grupo de jóvenes atacó a una trabajadora de los servicios de protección de los animales cuando entró en Vollsmose para recoger un gato que había sido herido.

Unos jóvenes atacaron a una ambulancia animal, abrieron la puerta de la ambulancia, se robaron la llave de encendido, desgarraron el cabello de la mujer y le gritaron en su cara. Rompieron la luz trasera del coche y luego le lanzaron piedras.” La mujer tuvo que abandonar el gato y huir por su propia seguridad.

Musulmanes en Malta crucifican gatos fuera de las catedrales cristianas.

En Malta, cerca de una estatua de la calle San Felipe, cerca de la puerta principal de la Rotonda, la policía encontró un gato sacrificado. El gato, al igual que un perro, estaban colgando boca abajo y atados a una cruz hecha de madera.

A raíz de este ataque a la agencia danesa de protección animal, ya no se está enviando a las personas a es área área para ayudar a los animales maltratados.

El ataque a la ambulancia animal en Vollsmose fue filmado, mostrando cómo los jóvenes musulmanes locales atacaban a la mujer, desgarrando su cabello al descubierto, y obligándola a abandonar la zona.


Verano infernal de agresiones sexuales en Suecia por parte de supuestos “solicitantes de asilo” musulmanes

Imágenes de un festival de música celebrado en Malmö en verano de 2015... A la izquierda, cuatro jóvenes rodean y asaltan sexualmente a una joven. A la derecha, la Policía arresta a un sospechoso mientras, en segundo plano, víctimas del asalto sexual lloran. El fotógrafo reportó que las jóvenes suecas fueron sexualmente asaltadas por grupos de hombres jóvenes "de orígenes foráneos".

Por: Ingrid Carlqvist

Tras los ataques de Nochevieja en Colonia (Alemania), se conoció la noticia en Suecia de que se había producido un gran número de agresiones sexuales contra chicas y mujeres en el festival de música “We Are Sthlm” [abreviatura de Estocolmo] en 2014 y 2015, pero que fueron ocultadas por la policía y los medios. El jefe de la policía nacional, Dan Eliasson, inició inmediatamente una investigación para determinar la magnitud del problema.

Los resultados se presentaron en mayo, en un informe titulado: “Situación actual en relación con las agresiones sexuales y propuestas de acción”, y las conclusiones son escalofriantes. Casi todos los agresores que atacaron en grupo y que fueron capturados eran ciudadanos de Afganistán, Eritrea y Somalia, tres de los cuatro grupos de inmigrantes más numerosos en Suecia, y que entran en la categoría de “niños refugiados sin acompañante”.

El Departamento de Operaciones Nacionales de la Policía empezaba su informe repasando todas las agresiones sexuales en festivales de música, carnavales o celebraciones de Nochevieja que han sido denunciadas a la policía:

“Las denuncias presentadas en 2015 y 2016 demuestran que las jóvenes de 14 y 15 años son las más vulnerables. Los ataques se han percibido de forma distinta, en función del modus operandi [del agresor], pero la información facilitada en las denuncias demuestra claramente que varias de las jóvenes atacadas estaban comprensiblemente devastadas y muy “inestables después de que se produjera el incidente”. Especialmente llamativos y alarmantes son los ataques perpetrados por grupos, donde la víctima no sólo es retenida y “manoseada”, sino que los atacantes también intentaron arrancarle la ropa”. […]

La mayoría de los ataques fueron perpetrados por individuos solos. En la mayoría de los casos, el ataque se producía en lugares muy concurridos y por la espalda; el agresor metía las manos por los pantalones, la blusa o sudadera de la víctima y trataba de besarla y sujetarla. A causa de la lucha para liberarse o porque el ataque se había producido por detrás, muchas veces era difícil obtener una buena descripción física del sospechoso para lograr después una identificación positiva. En muchos casos, las víctimas se encontraban entre el público delante de un escenario, intentando abrirse paso entre la gente para llegar adonde estaban sus amigos, o de pie con algún amigo o grupo de amigos cuando fueron atacadas.

Al menos diez casos fueron clasificados como la llamada taharrush gamea [“acoso colectivo” en árabe], donde grupos de hombres eligen a una víctima y la atacan todos juntos. El informe cita a Senni Jyrkiäinen, investigadora en la Universidad de Helsinki, que estudia las relaciones de género en Egipto: “Taharrush es la palabra árabe para referirse al acoso”. Si se le añade “el-ginsy” (o sólo “ginsy”) significa “acoso sexual”, y la palabra gamea significa “grupo”.

El informe de la policía describe así el fenómeno: “En al menos diez casos, una chica sola, a veces acompañada de otras personas de entre 14 y 16 años, y a veces de entre 25 y 30, era rodeada por varios hombres (5 o 6, y a veces más). En estos casos, algunos de los hombres sujetaban a la chica, mientras otros le tocaban los pechos y el cuerpo, y en uno de los casos algunos de los hombres fotografiaban el ataque. En otros casos, los agresores le desabrochaban los pantalones a la víctima y trataban –a veces con éxito– de bajárselos antes de que fuese socorrida. También hubo casos donde varias chicas de un mismo grupo eran atacadas al mismo tiempo por una numerosa pandilla”. […]

Se ha identificado a pocos sospechosos. Los que han sido identificados son ciudadanos de Afganistán, Eritrea y Somalia. Se cerraron todas las investigaciones sobre casos en Estocolmo y Kalmar de 2014 y 2015 por falta de pruebas o problemas para identificar a los sospechosos.

La policía cita algunas de las denuncias presentadas:

-Una chica de 16 años fue atacada por un numeroso grupo de hombres descritos como “de origen extranjero y que hablaban un mal sueco”, que trataron de arrancarle la ropa. Algunos de los atacantes fotografiaron el incidente. La chica estaba volviendo a casa de una fiesta con su novio cuando fue atacada. El novio presenció el incidente.

-Dos chicas fueron atacadas por una banda de entre 10 y 20 hombres de “origen africano”, con edades entre los 15 y 20 años.

-Un ataque contra una joven en un parque pasó del acoso sexual a la violación en toda regla a manos de un grupo de hombres. Los hombres y la joven habían acudido a la misma fiesta, y los atacantes la siguieron cuando se marchó.

-Una muchacha de 12 años fue atacada, y dio la siguiente descripción de los atacantes: “Cuatro hombres, de entre 20 y 25 años, que parecían árabes y hablaban entre ellos en una lengua extranjera, posiblemente árabe”. Un joven que pasaba por ahí intervino y recibió una paliza.

-Una joven declaró que cuando se metió entre unos arbustos para orinar, fue agredida sexualmente por doce atacantes. Los sospechosos también le robaron la cartera a la víctima. “La agresión sexual consistió en que una serie de asaltantes agarraban las nalgas de la víctima, entre otras cosas”.

-Una chica de 17 años salía de un centro comercial y fue seguida y detenida por tres “tipos africanos” que la atacaron agarrándole las nalgas con tanta fuerza que le desgarraron los pantalones.

-A una chica de 13 años que va a clases de educación especial se le acercaron “4 o 5 extranjeros” que hablaban sueco con acento. La agarraron todos a la vez “en sitios que le desagradaban, como las nalgas y los pechos”.

-Cuando una chica estaba esperando el tren, fue rodeada por seis jóvenes de entre 15 y 17 años, de “origen extranjero”. Empezaron a pincharla y a decirle obscenidades, y la amenazaron en sueco. Cuando llegó el tren, siguieron atacándola.

-Una joven se encontró con un grupo de unos diez hombres de entre 18 y 20 años. Cuatro de ellos le agarraron el jersey y la sujetaron por el brazo, mientras otros tres le tocaban el cuerpo y los pechos. Gritó para pedir auxilio y trató de resistirse, pidiéndoles que pararan, en vano. Al final logró liberarse.

-Una chica fue acosada con palabras obscenas en un tren por un grupo de nueve hombres, de alrededor de 25 años, que trataron de obstaculizarle el paso al bajarse del tren. Ninguno de ellos hablaba sueco, dijo la víctima en su denuncia. “Es posible que fuesen de Afganistán”.

-Una joven fue rodeada en un tren por ocho hombres que habían subido a la vez que ella. Dos de los hombres empezaron a tocarle los muslos y a manosear sus partes íntimas. La chica logró sacar un espray de pimienta y los atacantes se alejaron. Todos eran mayores de 25 años y de origen extranjero.

En lo que respecta a las agresiones sexuales en las piscinas públicas, el informe afirma que se reportaron 123 incidentes de este tipo en 2015. El 86 % de los sospechosos eran menores de 20 años; la mayoría tenía 15 o 16 años.

En el 80 % de los casos reportados de las piscinas públicas, los perpetradores declaraban o se averiguaba que eran de origen extranjero. La mayoría no tenía número de la seguridad social sueca, y las denuncias afirmaban que pertenecían a grupos de jóvenes que habían solicitado asilo.

Los claros y alarmantes datos presentados por el informe de la policía no han tenido el menor impacto en el debate público sueco. Las feministas siguen hablando de “hombres” que cometen agresiones sexuales. Por ejemplo, en enero, Karen Austin, exdirectora de un grupo de trabajo del Gobierno sobre los hombres jóvenes y la violencia, escribió un artículo en la web de debates de la televisión pública sueca sobre por qué la cultura y la religión (casi) no tienen relevancia en lo que concierne a las agresiones sexuales.

“¿Es que los hombres suecos tienen un conjunto de cromosomas mejor que el del resto de hombres del mundo?”, se preguntaba retóricamente.

Barbro Sörman, presidenta del Partido de la Izquierda en Estocolmo, escribió en Twitter a principios de julio que en realidad es peor que violen los hombres suecos que los extranjeros:

Los hombres suecos que violan lo hacen a pesar de haber crecido en la igualdad de género. Eligen de manera activa. Eso es peor, en mi opinión.

Sörman se arrepintió después de su tuit, pero mantuvo que los suecos deben ser escudriñados de la misma manera:

Hay que ver qué hace elegir no ser igual y cometer agresiones en nuestra sociedad, a pesar de que seamos iguales.

Después de que el comisario nacional de la policía, Dan Eliasson, leyera el informe que había encargado, el 28 de junio presentó una “solución” que hizo resoplar a los suecos: un brazalete con las palabras “No manosees” impresas en ellos. Eliasson explicó así la iniciativa: “La policía se toma muy en serio las agresiones sexuales, especialmente cuando hay jóvenes afectadas. Estas agresiones son por supuesto extremadamente repudiables, y toda la sociedad tiene que trabajar contra ellas. [Con los brazaletes] podemos poner el foco en este asunto y animar a las afectadas a denunciar el delito”.

Pocos días después, resultó que muchos de los agresores que habían agredido sexualmente a las mujeres en el festival de música “Putte i Parken” en Karlstad llevaban el brazalete de “No manosees”. Lo mismo pasó en el festival Bråvalla. Lisen Andréasson Florman, directora de operaciones de la organización sin ánimo de lucro Nattskiftet (Turno de Noche), tenía a 50 voluntarios patrullando la zona del festival Bråvalla cada noche. Y a pesar de ello, la propia Florman fue agredida. Le dijo a la agencia de noticias sueca TT que había sido rodeada por tres hombres que se comportaron de manera “totalmente repugnante”.

Y los tres llevaban puestos esos brazaletes de “No manosees”. Fue completamente surrealista.

Y así sucesivamente. Las agresiones sexuales en los festivales musicales de este verano se han producido sin cesar. Mucha gente quedó por tanto espantada cuando se enteró de que los organizadores del festival de música Trästocksfestivalen en Skellefteå había decidido organizar autobuses gratuitos para los “niños refugiados sin acompañante” de la localidad.

Sin embargo, el director del festival, Nils Andrén, no comprendía en absoluto las críticas contra los autobuses gratuitos, y dijo que el lema del festival es la “accesibilidad”, y que seguramente a los recién llegados les resultaba caro pagarse el autobús hasta el festival. Además de ofrecer autobuses gratuitos, los organizadores también imprimieron carteles anunciando el festival en persa, árabe y tigriña. Decían sentirse “orgullosos de ser el primer festival de música en Suecia que había impulsado un importante aumento de migrantes recién llegados entre su público”.

Cuando terminó el festival Trästocksfestivalen, la policía contó doce agresiones sexuales denunciadas.

La policía concluía el informe sugiriendo varias medidas para prevenir e investigar las agresiones sexuales relacionadas con jóvenes en eventos públicos. Las sugerencias se presentan con grandes trazos:

-Trabajo preventivo mediante la prevención situacional del delito.
-Construir una base sólida de cooperación entre los ayuntamientos y los organizadores.
-Implementar un modelo de cooperación periódica vinculada a la delegación de las acciones y la responsabilidad.
-Medidas directas a partir del análisis de las causas.
-Establecer “centros de contacto conjuntos” durante los eventos públicos.
-Hacer un análisis correcto de la situación a tiempo.
-Dar los primeros pasos para llevar a los responsables ante la justicia situando a investigadores sobre el terreno.
-Investigación jurídica para determinar si los nuevos modus operandi delictivos constituyen un agravante.

Los investigadores no sugieren en ninguna parte del informe que los políticos deban tomar medidas para asegurar que Suecia acepte a menos solicitantes de asilo de los países donde la taharrush gamea es habitual. Al parecer, las chicas y mujeres suecas deberían aprender a vivir con manoseos y violaciones, o desaparecer del espacio público directamente. Lo último va muy en la línea de lo prescrito por la ley islámica de la sharia.

Fuente: Alerta Digital

La policía alemana tiene que soportar el abuso verbal por parte de los matones musulmanes, por temor a ser denunciados por racismo.

Esto es lo que la Policía alemana tienen que soportar a diario bajo el gobierno fascista de Angela Merkel. No es extraño que los salvajes musulmanes se estén comportando en la forma tan salvaje en que lo hacen, ya que saben que cuentan con el patrocinio de esta señora.

 

Arrestan a 9 musulmanes en Austria por violar a una mujer alemana hace 8 meses.

Finalmente, la policía ha detenido a nueve inmigrantes musulmanes iraquíes bajo sospecha de violar a una mujer alemana de 28 años de edad, que fue sometida a cuatro horas de brutal asalto.

CgTHtWlUkAAup3x.jpg a gran

Reino Unido expreso   Los nueve musulmanes, que son todos solicitantes de asilo en Austria, habían viajado a Viena para las celebraciones de Año Nuevo donde se produjo el asalto. Presuntamente drogaron a la mujer y la arrastraron al bloque de apartamentos cercanos antes de llevar a cabo el ataque brutal.

Las detenciones se realizaron en Austria después de que algunas pruebas de ADN e imágenes de CCTV se utilizaron para construir con éxito un proceso contra los presuntos violadores.

Esta violación se presenta mientras el partido de la Libertad anti-inmigrante de Austria intenta volcar el resultado fraudulento de las elecciones presidenciales de junio después de que una repetición de las votaciones fue ordenada por un juez cuando la evidencia mostró “irregularidades” en el recuento.

Merkel disfruta teniendo autofotos con los inmigrantes musulmanes

64B

La policía fue llamada el 1 de enero, cuando la mujer se despertó para descubrir que había sido víctima de un ataque sexual vil. Sin embargo, las detenciones se realizaron ocho meses más tarde, después de una investigación “prolongada y difícil”.

La víctima había viajado a Viena a partir de Baja Sajonia a ver a un amigo para las celebraciones de Año Nuevo. Un portavoz de la policía dijo: “No hay duda acerca de la violación por parte de un grupo de musulmanes de acuerdo con los rastros biológicos.

eu-líderes-dicen-no-enlace-entre-musulmanes-migrantes-rapefugees-sexual-asalto-delitos-en-europa

“Las investigaciones fueron difíciles y prolongadas. Tras la pista de los sospechosos musulmanes, los investigadores llegaron a ellos por el material de ADN, entrevistas con testigos y las imágenes de las cámaras de vigilancia “.

Los atacantes musulmanes con edades comprendidas entre 21 y 47 años, están acusados de haber secuestrado a la mujer en el centro Schwedenplatz de Viena y ser asaltada en un apartamento donde dos de los sospechosos vivían, entre las 02 a.m.-06 a.m..

BIG-Violación

La policía dice que la mujer cree que pudo haber sido drogada (Espocolamina, burundanga) ya que ella no se acuerda de haber llegado al apartamento. Todos los hombres han negado las acusaciones.

En los sitios web de noticias en Austria algunos lectores exigieron que los hombres musulmanes sean “inmediatamente deportados” en caso de condena por la violación.

 

Migrantes musulmanes armados con palos y cuchillos están destrozando los ‘coches’ a los automovilistas sólo por diversión en Calaís.

La hermana en ley de un conductor cuyo coche fue seriamente dañado ha afirmado que los atacantes eran migrantes musulmanes que utilizan palos y cuchillos en Calais. 

Facebook Calais 3

Maëva Mayla ha subido cuatro fotografías a su página de Facebook que muestran los daños al vehículo Audi y la publicación se ha compartido más de 6.000 veces.

Mientras tanto, los habitantes que viven cerca de la ciudad portuaria francesa también han advertido a los conductores de evitar la zona y se dice que han dicho que los migrantes no están comprobando si los niños están en el interior de los vehículos antes de que los ataquen.

Ms Mayla publicó fotografías del vehículo de su hermano-en-ley y escribió que sufrió una pérdida de más de 435 £ en daños cuando fue atacado por ’15 migrantes musulmanes que llevaron a cabo el ataque “sólo por diversión”.

La luneta trasera se rompió

Su parabrisas delantero fue gravemente dañada

El parabrisas trasero del coche había sido completamente destrozado, junto con un espejo retrovisor y el parabrisas delantero había sido destrozado por los matones, informa el sitio de noticias de EE.UU.  Breitbart .  

Ms Mayla escribió: “Usted está saliendo del trabajo y entonces usted es atacado por s migrantes musulmanes **** sólo por diversión – me da asco!

‘Informe a sus familiares para que puedan evitar que esto le ocurra a ellos.’

Una mujer que ha comentado su experiencia, Marina Gabrielle, dijo que ya no utiliza las carreteras alrededor de Calais ya que a ella le causa ‘mucho miedo’.  

El daño al vehículo del hermano de la Sra Mayla se produce tan sólo semanas después de que los conductores de camiones advirtieron que es sólo una cuestión de tiempo antes de que alguien sea asesinado.

A principios de este mes, un migrante armado con una motosierra amenazó a un conductor.   

El parabrisas delantero fue gravemente dañada

Su espejo de ala se rompió por completo

El campo migratorio, conocido como ‘La Selva’ tiene una población de 9.000 migrantes.     

Sami, un inmigrante de Eritrea que ha estado viviendo en la selva durante seis meses, dijo que el campo puede ser muy tenso y que los conflictos pueden empezar rápidamente.

Le dijo a un periódico local Nord Litoral: “Hay personas que vienen de diferentes países que no hablan el mismo idioma. 

“Eso crea tensiones, sobre todo en las colas para recibir la comida. He visto cómo los conflictos comienzan allí; usted tiene mas probabilidad de conseguir comida si es grande y fuerte “.

Clic en el enlace para ver video:

http://www.dailymail.co.uk/embed/video/1319213.html