Archivo de la categoría: OIEA

EE:UU. advierte a Irán que no levantará las sanciones hasta tener la garantía de la OIEA

El gobierno de Barack Obama espera que el Organismo Internacional de Energía Atómica, dependiente de la ONU, haya verificado todos los pasos a los que las autoridades iraníes se comprometieron en el acuerdo nuclear

Una de las plantas nucleares de Irán
Una de las plantas nucleares de IránCrédito: Reuters

El portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest, se pronunció así cuando se espera que el acuerdo nuclear entre Irán y las seis grandes potencias mundiales del Grupo 5+1 entre en vigor los próximos días, tras lo cual se levantarían las sanciones a Irán por parte de la ONU y la Unión Europea (UE).

“Somos conscientes de que Irán ha hecho importantes avances a la hora de cumplir las obligaciones y compromisos que asumió en el contexto del acuerdo internacional, para desmantelar porciones significativas de su infraestructura nuclear”, dijo Earnest en su conferencia de prensa diaria.

“Hay pasos importantes que se ha comprometido a dar y no recibirá ningún tipo de alivio de sanciones hasta que la OIEA haya podido verificar independientemente que esos pasos se han completado”, añadió Earnest.

El vocero subrayó que es posible que Irán haya logrado ya completar todos esos pasos, pero la Casa Blanca quiere tener el visto bueno de la OIEA para asegurarse de que los iraníes no están “saltándose nada”.

Una vez que la Casa Blanca tenga la garantía de la OIEA, se espera que levante sus sanciones relacionadas con el programa nuclear de Irán, lo que, según Earnest, dará acceso a Irán a “entre 50.000 y 100.000 millones de dólares” en reservas que ahora están bloqueadas en bancos extranjeros.

“El alivio que recibirá simplemente le permitirá tener acceso a su propio dinero que está actualmente en el sistema financiero internacional“, insistió Earnest, en respuesta a algunos aspirantes republicanos a la Presidencia de Estados Unidos que han acusado a la Casa Blanca de regalar dinero a Irán.

El secretario de Estado de EEUU, John Kerry, afirmó esta semana que el día de la aplicación del acuerdo llegará “muy pronto, probablemente en los próximos días”.

No obstante, fuentes diplomáticas consultadas por EFE en Viena advirtieron hoy que es posible que la OIEA tarde aún unos días en informar sobre el cumplimiento de Irán de las exigencias, porque al parecer existen problemas menores relacionados con el desmantelamiento del reactor de agua pesada de Arak.

El OIEA debe confirmar la verificación completa de todas las exigencias expuestas en el acuerdo pactado en Viena entre Irán y el Grupo 5+1 (EEUU, Rusia, China, Francia, Reino Unido y Alemania).

El acuerdo nuclear prevé una reducción sustancial de las capacidades nucleares de Irán durante períodos de entre 10 y 25 años, a cambio del levantamiento de las sanciones y medidas punitivas como el embargo petrolero de los europeos.

Con el acuerdo de Viena, el período mínimo teórico para que Irán pueda hacerse con una bomba nuclear ha sido alargado hasta al menos 12 meses, lo que daría suficiente tiempo a las potencias para reaccionar en caso de una ruptura iraní del tratado.

Infobae

Observen este mico encerrado del acuerdo nuclear de Obama con Irán.

Inspectores iraníes podrán dar fe de que en sus plantas nucleares no hay indicios de que se esté fabricando bombas atómicas.

Según un documento al que accedió la agencia AP, un acuerdo secreto con una agencia de la ONU le permitirá a Teherán usar a sus propios expertos para inspeccionar un lugar presuntamente utilizado para ensamblar bombas

Esta revelación seguramente disgustará a los detractores estadounidenses e israelíes delacuerdo firmado por Estados Unidos, Irán y cinco potencias en julio. Esos detractores afirman que dicho entendimiento se basa en la confianza en los iraníes, lo que Washington niega.

La fiscalización del sitio nuclear Parchin por la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) de la ONU está vinculada con una investigación más amplia de denuncias de que Irán ha intentado fabricar armas atómicas. Esta es parte del acuerdo alcanzado por Irán con seis potencias.

 

El acuerdo de Parchin es un trato colateral por separado entre la AIEA e Irán. Estados Unidos y las otras cinco potencias que firmaron el pacto nuclear no fueron parte de este trato, pero la AIEA les informó sobre él y lo aprobaron como parte del paquete mayor.

Sin divulgar su contenido, el gobierno del presidente Barack Obama ha dicho que el documento es un arreglo técnico normal entre la AIEA e Irán sobre aspectos concretos de la inspección.

La planta de Parchin

Todo país miembro de la AIEA debe informar a ésta acerca de sus programas nucleares. Para algunos países, esto se limita a un informe anual sobre el material nuclear que poseen. Pero los países sospechosos de proliferación nuclear, como Irán, están sujetos a un estudio mayor, que puede incluir inspecciones estrictas.

Pero el acuerdo se diferencia de las inspecciones normales porque esencialmente cede la autoridad de la AIEA a Irán. Permite a Teherán emplear sus propios expertos y equipos en la búsqueda de pruebas de actividades que ha negado de manera consecuente: el intento de fabricar armas nucleares.

La planta de Parchin

La evidencia de esa concesión, tal como está expuesta en el documento, incrementará la presión de los opositores en el Congreso en Washington al examinar el acuerdo del 14 de julio y votar sobre una resolución de rechazo a principios de septiembre. Si se aprueba esa resolución y Obama la veta, los opositores necesitarían dos tercios de los votos en ambas Cámaras para lograr la aprobación. El propio líder de la mayoría en el Senado, el republicano Mitch McConnell, ha insinuado que los opositores del pacto probablemente perderán.

La Casa Blanca ha negado las afirmaciones de los detractores de que existe un “acuerdo colateral” secreto favorable a Teherán. El secretario de Estado, John Kerry, ha dicho que el documento de Parchin es similar a otros acuerdos de rutina entre la AIEA y sus Estados miembros, y el jefe de la agencia, Yukiya Amano, dijo a los senadores republicanos la semana pasada que está obligado a no revelar el contenido del documento.

Fuente: Infobae

En vísperas del acuerdo nuclear con Irán, EE.UU. retira la posibilidad de averiguar el pasado nuclear de la nación persa y acelera el alivio de las sanciones económicas.

Obama y Kerry optimistas sobre las concesiones a Irán

El Primer Ministro Binyamin Netanyahu dijo este Domingo, 28 de junio: “. Estamos viendo un claro retroceso en las líneas rojas que las potencias mundiales establecieron recientemente y públicamente” cuando se dirigió a la reunión semanal del gabinete en Jerusalén, y más tarde en la Knesset, agregó: “No hay razón para apresurarse a firmar este mal acuerdo que está empeorando cada día “.

Netanyahu se refería a tres concesiones importantes aprobadas por el presidente Barack Obama y el Secretario de Estado, John Kerry en la etapa final de las negociaciones para un acuerdo nuclear global con Irán.

Estas 3 concesiones son las siguientes :

1. Después de la restricción de la que ha sido objeto la Agencia Internacional de Energía Atómica (OIEA) para inspeccionar los sitios sospechosos de Irán por años, a Teherán ahora se le permitirá presentar un documento con las respuestas a las preguntas sobre sus actividades clandestinas pasadas en esos sitios militares, como presuntas pruebas de detonadores de bombas nucleares y explosivos. Ese documento se basaría efectivamente en una línea acerca del pasado sospechoso de Irán

Debkafile : Irán ha presentado un sinnúmero de documentos ante el OIEA, ninguno de las cuales dio respuestas concretas a las preguntas concretas. En consecuencia, el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó una serie de resoluciones que exigen a Teherán aclarar los aspectos militares de su programa nuclear. Teherán no les hizo caso. Ahora Obama y Kerry están dejando a Teherán descolgado en sus últimos secretos.

2. Obama y Kerry han retirado la condición de “cualquier momento y en cualquier lugar” para las inspecciones sorpresivas de las instalaciones nucleares sospechosas, según lo dispuesto por el Protocolo Adicional firmado por Irán. Ellos están de acuerdo en que los observadores internacionales deben primero presentar una solicitud a un “Comité iranì” (ni siquiera un comité estadounidense-iraní conjunto) para obtener el permiso por adelantado para inspeccionar las instalaciones nucleares.
Esto dejaría a Teherán libre de aprobar, denegar o retrasar el permiso para llevar a cabo las inspecciones .

3. Washington ha retrocedido en su insistencia en la fundamentación del alivio de las sanciones sobre el cumplimiento de Irán con sus obligaciones en virtud del acuerdo final. Después de que Teherán respondió con una demanda para que las sanciones se levantaran inmediatamente después de la firma del acuerdo, el gobierno de Obama acordó eliminar tres etapas:

a) Inmediatamente después de la firma del acuerdo.

b) Después de la ratificación del acuerdo por parte del Congreso de Estados Unidos y el Majlis iraní.

Se espera que este proceso tenga lugar a finales del año 2015, y así Irán va a obtener dos multimillonarias ganancias inesperadas este año sin estar obligado a cumplir con las obligaciones más allá de la firma
de Obama con el apoyo de 34 senadores estadounidenses. En cualquier caso, el Congreso no está facultado para rechazar o retrasar el acuerdo.

c) Las sanciones restantes se levantarán cuando comience la ejecución del acuerdo.

Por lo tanto, no queda nada para que los EE.UU. se comprometan a vincular el alivio de las sanciones al cumplimiento de Irán con sus compromisos o el voto solemne del presidente Obama de “implantar de nuevo” las sanciones en cualquier momento en caso de que Irán decida violar el acuerdo. El OIEA prácticamente ha quedado sin dientes.

Fuente: Debkafile