SOLUCIONA: “¿Permitiría el ministro del Interior que un grupo de españoles asaltaran violentamente el perímetro de seguridad de la Moncloa o de Zarzuela?

Un guardia civil armado en tareas de vigilancia en Moncloa.

Indignación y rabia. Son las expresiones utilizadas por el proyecto identitario SOLUCIONA al referirse a la incesante llegada a España de inmigrantes ilegales, en ocasiones utilizando la violencia contra policías y guardias civiles. El penúltimo episodio se registró en la madrugada del lunes, cuando cientos de ilegales cruzaron a pie la frontera que separa Marruecos de la ciudad autónoma de Ceuta, Un policía nacional se fracturó la tibia y el peroné al tratar de parar la entrada de los salvajes.

Para el fundador de SOLUCIONA y director de AD, Armando Robles, la permisividad y laxitud de las autoridades españoles con la entrada a España de los ilegales pone al descubierto “la pretensión de sustituir a la población autóctona española por estos salvajes” y responsabilizó por igual tanto al Gobierno como a las organizaciones progresistas. “Espero que algún día, en España y en Europa, dispongamos de un marco legal que nos permita imponer a estos traidores y canallas el más severo correctivo posible”, señaló. Robles advierte sin embargo que “el problema puede llegar a ser irresoluble si no se ataja pronto”. Razona así su advertencia: “Hay fuentes que apuntan que el pasado año entraron cien mil ilegales en nuestro país. Esta cifra puede ser superada en 2017. Estamos hablando ya de un deliberado reemplazo de la población española, consentido y promovido desde las instituciones. Cada niño español abortado está siendo sustituido por uno de estos tercermundistas. Si esto no se detiene, el panorama para España puede ser aterrador. ¿Alguien se imagina un escenario que no sea de caos con diez millones de africanos depredando nuestros recursos?”.

El fundador de SOLUCIONA asegura que los delincuentes africanos entran a España “porque las autoridades quieren”. Y añade: “¿Permitiría el ministro del Interior que un grupo de españoles asaltaran violentamente el perímetro de seguridad de la Moncloa o de Zarzuela? Seguro que no. ¿Repelerían el asalto con los armas los encargados de la seguridad de sendos recintos? Seguro que sí. Me pregunto entonces: ¿acaso la seguridad del señor Rajoy o de Felipe VI es más importante que la de millones de españoles que nos sentimos amenazados?”.

Robles expresó asimismo su indignación con la impunidad en torno a las agresiones, cada vez más graves, a agentes de la Policía y la Guardia Civil. “Cualquier español de origen que agrediera a un agente de la autoridad entraría inmediatamente en prisión. Estos salvajes entran ilegalmente en España golpeando y atacando a nuestros agentes y son tratados como héroes. Quien diga que esto no es una plan para acabar con la población española, me lo tendrá que explicar muy claro y muy despacio para que pueda entenderlo”.

Cree asimismo que la electrificación de las vallas disuadiría a los ilegales de pretender entrar en territorio español. “Saben que la aventura les sale gratis y que no conlleva riesgos para ellos. Si se enfrentaran a la posibilidad real de morir achicharrados, la mayoría desistiría del empeño de entrar en España para parasitarnos”, manifestó.

El dirigente social-identitario ha reiterado que la deportación de los que entren ilegalmente en España, “hayan regularizado o no su situación legal”, será una de las prioridades del partido. “Nunca olvidaremos cómo han entrado en España estos canallas”, recarcó.

Por otra parte, responsabilizó al ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, “de seguir las instrucciones del mando europeo y mantener una actitud de pasividad con la entrada masiva de ilegales a territorio español”. “Este gordo inútil, estando de juez en Sevilla, mandaba a la cárcel a cualquier robagallinas. Hoy permite que centenares de delincuentes asalten nuestras fronteras para no ser llamado racista. Su incompetencia y su rastrerismo ante Bruselas nos provoca dolor y asco”, subrayó.

Sobre las voces buenistas que proponen razones humanitarias, SOLUCIONA ha elaborado el siguiente comunicado, que sirve también de réplica a la postura proinmigracionista de la jerarquía católica:

“Sugieren que la solución es ayudar a estas pobres personas, porque si no seguirán avanzado hacia el norte rico en donde hay oportunidades y que no habrá forma alguna de detenerles por más barreras físicas que se impongan. La verdad, estas oleadas invasoras llegan a Europa sin casi resistencia alguna. Son rescatados en el Mediterráneo y luego los traen a nuestros países, donde les entregan vivienda, educación, sanidad y hasta nacionalidad de forma gratuita; son millones de seres que viven sin trabajar. Proponen que la solución es que España, un país que ha sufrido más de 600.000 desahucios desde el inicio de la crisis, que tiene, siendo optimistas, cinco millones de desempleados, en el que un 34% de la fuerza laboral cobra menos del mínimo, con una deuda que ronda el 170% del PIB y en el que ya una quinta parte de la población es inmigrante, debe utilizar el dinero que no tiene para alimentar a los hijos de otros en un territorio extranjero.

Una miembro de Cruz Roja atiende a un subsahariano tras entrar ilegalmente en España.

Una miembro de Cruz Roja atiende a un subsahariano tras entrar ilegalmente en España.

¿Nos están hablando en serio? ¿Pretenden que los españoles les arrebaten el pan de la boca a sus hijos para ayudar a otros, que además son genética, cultural y religiosamente incompatibles con el modo de vida español y europeo en general? La tasa de natalidad en España es de 1.32 hijos por mujer, la de Marruecos 2.71, la de Mauritania 4.6, Senegal 5.09, Nigeria 5.65, Chad 6.1, Malí 6.22, y un largo etc. Ustedes creen que la solución es fomentar el subdesarrolismo con dinero español, para que puedan vivir a nuestra costa pueblos que terminarán, a fuerza de vientres, tomándolo todo y junto con esto imponiendo su visión antioccidental de la vida.

Cuando la multiculturalidad islámica llega a Europa los musulmanes enriquecen Dinamarca quemando sus banderas, salen a destruir coches en Suecia y luego dicen que es porque los discriminan, crean zonas vetadas para la ciudadanía nativa en Bélgica, Francia y Holanda. Se integran a la cultura local alemana creando una policía de la sharia. Cuando llegan a las fronteras de Macedonia le dicen a los nativos que abran las puertas o se mueren. Hacen quitar el cerdo de los comedores de Inglaterra y le exigen a España que deje de celebrar la Semana Santa porque les ofende, además piden que se haga del Ramadán una festividad oficial en la tierra del Cid.

¿Nos están hablando en serio? Es probable que se desaten en otro derroche de testosterona gritando que lo que decimos son cuentos chinos. Para relativizar la importancia de Europa en el devenir de la historia de la humanidad, se refieren a historias como la nuestra como tonterías en la imaginación de personas con nostalgia por nacionalismos estúpidos. Las catedrales, las imprentas, las universidades, el avance científico, el progreso médico, la era tecnológica, la conquista del espacio, los medios modernos de transporte, la luz, el teléfono, internet, los avances sociales y un sinfín de maravillas, fueron hechas por manos europeas. De no haber existido la raza blanca a la que hoy se intenta hacer desaparecer, la humanidad seguiría desplazándose a través de carros de tracción animal.

Voluntarios de Caritas con inmigrantes.

Voluntarios de Caritas con inmigrantes.

Esos avances son firmes como la vida, no son cuentos chinos. Nuestros antepasados no necesitaron, en una época en que ni idea tenían del ADN, fomentar igualitarismos nocivos en pro del desarrollo; conociendo las diferencias de los individuos pudieron hacer un mundo mejor para todos.

Nosotros no creemos en la igualdad, por eso sabemos que somos diferentes y no tenemos problema alguno con que ellos crean que los perros son impuros, que los chinos se los coman o que los hindúes los honren con festivales religiosos; nos parecen sumamente atractivas costumbres tan exóticas. Pero para que estas culturas y la nuestra sigan existiendo, es necesario que tengan un espacio vital propio en el que no interfieran con el desarrollo de otras.

La diversidad en un mismo espacio es inviable en términos genéticos, va en contra de las leyes biológicas, desconoce la realidad histórica de los musulmanes en occidente y en general parece una apología al globalismo apátrida, al caos, a la violencia, al atraso secular, al mestizaje, a la subhumanización de la acción creadora del hombre, a la aniquilación de las etnias europeas…”.

Fuente: Alerta Digital

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s