Siria y sus aliados hacen retroceder a las fuerzas de EE:UU: y sus aliados cerca del puesto fronterizo de Al-Tanf.

|Norwegian Special Forces arrive at Al-Tanf crossing

Fuerzas especiales noruegas llegan al cruce de Al-Tanf

La fuerza pro-iraní-Hezbollah-siria en el sur de Siria renovó su avance en la frontera iraquí este sábado 20 de mayo, dos días después de haber sufrido fuertes bajas provocadas por un ataque aéreo estadounidense contra sus convoyes, muy a pesar de la advertencia del Secretario de Defensa de Estados Unidos, James Mattis’ “vamos a defender a nuestras tropas.”

Fuentes militares sirias informaron de la captura este sábado de la región Suweida y otros 60 kilómetros cuadrados. Esta ofensiva trajo al ejército sirio y sus aliados más cerca del cruce estratégico de Al Tanf, en la intersección de la frontera de Siria con Irak y Jordania, que está en manos de Estados Unidos y otras unidades de operaciones especiales.
La fuerza de la coalición encabezada por Estados Unidos también se compone de unidades de élite de Gran Bretaña, Holanda, Alemania y la República Checa, así como Jordania y un gran contingente de los rebeldes del Ejército Libre de Siria entrenados y armados por instructores estadounidenses en Jordania.

La última fuerza en llegar durante este incidente, según un informe de fuentes militares de Debkafile, fue una unidad de fuerzas especiales noruegas, que entró a Siria desde Irak a través del paso fronterizo de Al-Waleed, en el oeste de Anbar. Llegaron junto con refuerzos estadounidenses y algunas fuerzas vinculadas con los EE.UU. y las fuerzas británicas desplegadas en Al Tanf.

Sin embargo, a pesar del ataque aéreo estadounidense, la fuerza de Siria y sus aliados se movían lo suficientemente rápido este sábado, hasta el punto que llegaron a poner en peligro a las tropas que luchaban allí con la FSA, y quedaron atrapados en ese sitio. Ellos han lanzado su ofensiva contra la fuerza liderada por Estados Unidos, a pesar de sus pérdidas provocadas por un ataque aéreo estadounidense, como una muestra de desafío que fue programado por la llegada del presidente Donald Trump a Arabia Saudita.
Otro ataque aéreo estadounidense parece ser inevitable para hacerlos retroceder. El peligro también está aumentando la posibilidad de un gran choque en el terreno entre la coalición encabezada por las tropas de las fuerzas especiales de los Estados Unidos y la fuerza sirio-iraní-Hezbollah combinadas.

El bombardeo estadounidense contra esa fuerza el Jueves, ha subrayado a Arabia Saudita y las decenas de gobernantes árabes y musulmanes, reunidos en Riad ante la visita del presidente de Estados Unidos, la determinación de su administración para evitar que Irán y su sustituta del Líbano, Hezbollah, se hagan con el control de Siria. Las tropas estadounidenses se dedican en consecuencia de forma proactiva a la captura de los pasos de frontera entre Siria e Irak.   
Sin embargo, Teherán, Damasco y Hezbollah no están, evidentemente, a punto de eludir una confrontación directa con Washington y la administración Trump, al parecer con el apoyo de Moscú.
Este choque armado es probable que se expanda a un enfrentamiento puro y simple de Estados Unidos y sus aliados contra Siria, Irán y Hezbollah entre las próximas 24 a 48 horas antes de la visita del presidente de Trump a Israel, la segunda escala de su gira por cuatro naciones.  

Fuente: Debkafile

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s