Discriminan a una estudiante que constantemente le exigen retirarse su gorra a la entrada de la universidad, mientras que a las estudiantes musulmanas no las obligan a retirarse sus velos islámicos.

Una estudiante de la universidad de Bromley se niega siempre a quitarse su cachucha hasta que las mujeres musulmanas estén obligadas a quitarse sus headbags en la entrada de la universidad por cuestiones de seguridad. Caroline Powell, que vive en los edificios Bromley College, ha dicho en repetidas ocasiones que se quitara la gorra, pero considera que, mientras que a las mujeres musulmanas se les permita llevar sus headbags, esto representará un doble rasero y discrimina a los cristianos y a otras mujeres no musulmanas.

EB diaria  (h / t Christine D) “Todo comenzó en septiembre del año pasado, cuando una mujer me detuvo en la puerta de la universidad y ella me dijo ‘usted tiene que retirarse la gorra de la cabeza para poderla identificar bien’. “Se trata de una pequeña gorra de cuero negro, pero es parte de mi identidad. Ella dijo ‘usted tiene que retirarse la gorra porque esas son las reglas’. “Una mujer musulmana entró detrás de mí y le pregunté a la mujer si no iba a pedirle que se quitara el velo islámico que llevaba encima. ..”

La dirección del Colegio Bromley le explicó a la señorita Powell que la gorra debia ser retirada por razones de seguridad. “Me dijeron que era para que pudieran identificar plenamente a todos los usuarios de la universidad, por lo que no podía ocultar mi rostro. Pero todas estas mujeres musulmanas están caminando con bufandas  que cubren todo su rostro “.

La señorita Powell ha seguido firme en su postura y en los últimos meses las tensiones entre ella y el personal de la universidad han aumentado hasta el punto que teme que será expulsada de la escuela. Ella dijo: “Si una regla se hace para todos, entonces está bien, pero yo no voy a permitir que me traten así cuando a todo el mundo se le permite hacer lo que quieren. Siento que son totalmente dobles estándares “.

Y no es mucho mejor en los EE.UU.

Conservador Tribune  Mientras que realizaba las compras el año pasado en un local de Walmart, un hombre llamado Lee Young se indignó cuando notó que a una empleada musulmana se le permitía usar un hijab, mientras que los gerentes en este mismo Walmart previamente lo habían obligado a él a que dejara de portar dentro del almacén un sombrero de veterano de guerra, que al parecer contenía impresiones con orgullo declarando su condición de ex soldado estadounidense .

“Así que uno de los nuestros que expuso su vida lejos para proteger nuestras libertades y y nuestro país, no puede usar su sencillo sombrero viejo, pero esta mujer puede llevar un pañuelo en la cabeza proclamando su amor por la cultura musulmana y su dedicación a un falso Dios !?” Young escribió en Facebook. Y añadió:”Bésame el culo Walmart !!!!”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s