Archivos Mensuales: marzo 2012

AMORDAZANDONOS DULCEMENTE.

Amordazándonos dulcemente

¿Carecemos de sensibilidad hacia aquellos que deberían ser libres?

por Mark Steyn

                      

Para ser honesto, no había pensado de hecho demasiado en la “libertad de expresión” hasta que me convertí en objeto de tres demandas por “discurso de odio” en Canadá en el 2007. Quiero decir que yo estaba filosóficamente a favor de ella y me he opuesto consecuentemente a las espantosas comisiones de “derechos humanos” del Dominion y sus equivalente en cualquier parte durante toda mi vida adulta y, de vez en cuando, cuando surge algún ejemplo especialmente selecto de imposición políticamente correcta, lo aporreo un rato en una o dos columnas.

Pero no creo que entendiese realmente cuán avanzado estaba en verdad el asalto de la izquierda a este núcleo de libertad occidental. En 2008, poco después de que mi escrito fuese procesado por “flagrante islamofobia” en la Columbia Británica, varios lectores del National Review me enviaron correos electrónicos desde los Estados Unidos para preguntarme cuál era el gran problema.  Vamos, relájate, ¿qué pueden hacer unas pseudo-cortes de “derechos humanos”? Y yo les respondí que la pena establecida por la ley bajo el Código de “Derechos Humanos” de la Columbia Británica era que a Maclean’s, el semanario de noticias más vendido de Canadá y, por extensión, a cualquier otra publicación, podría serle prohibido a partir de entonces publicar cualquier cosa mía sobre el Islam, Europa, terrorismo, demografía, asistencia social, multiculturalismo y varios temas relacionados. Y que esta prohibición duraría para siempre y que se estimaba que tenía la misma fuerza que una decisión de la corte suprema. Yo resultaría impublicable, en efecto, en mi país natal. En teoría, si se me presentase un trabajo de crítico de danza o corresponsal de jardinería, podría solicitarlo, aunque si el Ballet Real de Winnipeg se decidiera a ofrecer Yihad: El Ballet para su sesión de Navidad tendría probablemente que rechazarlo.

Y lo que me pareció raro de esto es que a muy pocas personas les pareció raro. En realidad, el sistema canadiense parece pensar que es totalmente natural que el estado canadiense deba encargarse del negocio de la prohibición de por vida de publicaciones, de la misma manera que el sistema holandés piensa que es totalmente natural que el estado holandés deba procesar a líderes electos de la oposición parlamentaria por sus plataformas políticas, y que el sistema francés piensa que es apropiado que el estado francés procese a novelistas por sentimientos expresados por personajes ficticios. A través de casi todo el mundo occidental, salvo por América, el estado se siente cada vez más cómodo con los discursos públicos microrregulados y, de hecho, con los discursos no-tan-públicos: Lars Hedegaard, jefe de la Sociedad de Prensa Libre danesa, ha sido procesado, ha sido absuelto, se le ha invalidado la absolución y ha sido condenado por “racismo” por algunos comentarios sobre el tratamiento a las mujeres del Islam realizados (así pensaba él) en privado, pero grabados y hechos públicos a todo el mundo. El reverendo Stephen Boissoin fue condenado por el atroz crimen de escribir una carta homófoba a su periódico local y fue sentenciado por Lori Andreachuk, la agresiva ingeniera social que trabaja de comisaria de “derechos humanos” en Alberta, a una prohibición de por vida a pronunciar nunca más nada “despreciativo” sobre la homosexualidad en sus sermones, en periódicos, en la radio o en correos electrónicos privados. Nótese ese concepto legal: no “ilegal” u “odioso”, sino simplemente “despreciativo”. Dale McAlpine, un (atención) cristiano practicante, estaba repartiendo folletos en la ciudad inglesa de Workington y cuchicheando con los compradores cuando fue arrestado bajo cargos de “orden público” por Constable Adams, un oficial de relaciones comunitarias gay, lesbiana, bisexual y transexual. El oficial escuchó al Sr. McAlpine  decir que la homosexualidad es un pecado. “Soy gay”, dijo Constable Adams. “Bueno, sigue siendo un pecado”, dijo el Sr. McAlpine. Así que Constable Adams lo arrestó por causar angustia a Constable Adams.

Para ser justos, debería añadir que el Sr. McAlpine fue arrestado también por causar angustia, en general, a los miembros de su público y no sólo al ofendido poli gay. En realidad ningún miembro del público se quejó, pero, como Constable Adams señaló, el Sr. McAlpine estaba hablando “con una voz tan alta” que podría haber sido, teóricamente, “escuchado por otros”. Y no podemos permitirlo, ¿verdad? Así que se le tomaron las huellas, muestras de ADN y se le lanzó a una celda durante siete horas. Cuando era un chaval, el viejo chiste de los lavabos públicos de Picadilly Circus era que no debías mirar nunca a los ojos a nadie porque ese lugar estaba abarrotado de risibles policías vestidos poco convincentemente de paisano en jerséis blancos de cuello de cisne deseando arrestarte por solicitar sexo gay. Ahora están deseando arrestarte por no solicitarlo.

En un clima como éste, las características nacionales honradas durante mucho tiempo se extinguen fácilmente. Hace una generación, incluso los politécnicos trotskianos y marxistas de Inglaterra mantenían todavía una suficiente parte inglesa, residualmente, como para sentir que el cuento de escala industrial de familia y amigos que fueron a la Europa del Este comunista no era precisamente un juego limpio, compañero. Ahora Inglaterra es la Pequeña Stasi-on-Avon, un país donde, si estás fuera del alcance de ser escuchado por un oficial gay, un infeliz comentario en presencia de un compañero de trabajo o incluso de juegos es más que suficiente. Codie Scott, de catorce años, preguntó a su profesor del Instituto Harrop Fold si podía sentarse con otro grupo para hacer su proyecto de ciencias, ya que en el suyo los otros cinco alumnos hablaban urdu y ella no entendía qué estaban diciendo. El profesor llamó a la policía, se la llevaron a comisaría, la fotografiaron, le tomaron las huellas, muestras de ADN, le quitaron su joyería y los cordones de los zapatos, la metieron en una celda durante tres horas y media o cuatro horas y la interrogaron por ser sospechosa de haber cometido una “infracción del orden público racial” según la Sección Quinta. “Se realizó una acusación de naturaleza muy seria sobre un comentario motivado racialmente”, declaró el director, Antony Edkins. El instituto “no tolerará el racismo en ninguna de sus formas”. En una declaración, la Greater Manchester Police dijo que se toman muy seriamente los “crímenes de odio” muy seriamente y que su trato a la señorita Stott estaba en consonancia con el “procedimiento normal”.

Sin duda lo estaba. Y ése es el problema. Cuando me metí en problemas en el norte, unos cuantos miembros con principios de entre los bien pensants de Canadá hicieron frente argumentando que la policía estaba fuera de control y que la ley debía frenarse. Entre ellos estaba Keith Martin, un miembro liberal del parlamento y así mismo miembro de una minoría evidente o, como él dice, un “chico marrón”. Para su desesperación, tanto él como otros liberales con principios fueron motivo de burla por parte de Warren Kinsella, asesor de imagen de tercera del partido liberal y tipo que se las da de ser el James Carville de Canadá. Tal y como Kinsella se burló de estos solitarios defensores de la libertad de expresión, ¿cómo os sentís al estar en el mismo bando que Steyn… y los antisemitas… y los defensores de la supremacía de la raza blanca? Eh, eh, ¿cómo os sentís por eso, eh?

Al Sr. Kinsella se le obligó, posteriormente, a ofrecer una humillante disculpa ante la “comunidad china” por hacer un chiste sobre pedir gato en su restaurante chino favorito de Ottawa: incluso los más censuradores de entre los que prescriben la corrección política, a veces, se olvidan de sí mismos y, sin querer, se comportan como seres humanos normales. Pero, antes de que el gato chino se comiese su lengua, el escritorzuelo liberal, como tantos otros del mismo tipo, no capta lo esencial: “libertad de expresión” no significa que el “chico marrón” está en el mismo bando que el “defensor de la supremacía de la raza blanca”. Significa que reconoce que el otro tiene derecho a elegir un bando. Por otro lado, las comisiones de “derechos humanos” de Canadá y el oficial comunitario gay de Inglaterra y los diferentes fiscales de Europa parecen pensar que tan sólo debería haber un bando en este debate, y están más cómodos que nunca sosteniendo eso de forma bastante abierta.

Así que, después de que Anders Breivik acribillase a balazos a docenas de sus compatriotas noruegos, lo único sobre esta historia que hizo la boca agua a la izquierda occidental fue la oportunidad que les permitía reducir todavía más los parámetros del discurso público. Con regocijo se lanzaron sobre su “manifesto” de 1.500 páginas, en el que me cita a mí, a John Derbyshire, Bernard Lewis, Theodore Dalrymple y a diversos nombres familiares en estos lares. También cita a Winston Churchill, Thomas Jefferson, Mahatma Gandhi, Mark Twain, Hans Christian Andersen y a mi compatriota de izquierdas, Naomi Klein, la chica “No logo” columnista de The Nation en los Estados Unidos y del Guardian en Inglaterra. Para que conste, mi nombre aparece cuatro veces, el de la señorita Klein aparece cuatro veces.

Y a pesar de ello, la izquierda británica, canadiense, australiana, europea y americana —y más que unos pocos americanos de ideas afines— se alzaron juntos para pedir restricciones sobre una muy estrecha tajada del material de lectura extraordinariamente —¿cuál es la palabra? — diverso de Anders Breivik.

“No puedo comprender que pienses que está bien que la gente vaya por ahí diciendo que debemos matar a todos los musulmanes”, suspiró Tanya Plibersek, la ministra australiana de servicios humanos, en una mesa redonda, “y que eso no tenga ningún efecto real en el mundo”. Porque, después de todo, abogar por el asesinato de todos los musulmanes es lo que yo y Bernard Lewis y Theodore Dalrymple y Naomi Klein y Hans Christian Andersen hacemos durante todo el día.

Se estaba dirigiendo a Brendan O’Neill, un atribulado defensor de la libertad de expresión en un programa en el que el anfitrión, los invitados, la audiencia del estudio y los tweeteros que seguían la emisión estaban todos animadamente a favor de la regulación estatal, y no de actos humanos sino de opiniones. Y no sólo por incitar a chalados noruegos, sino también a Rupert Murdoch. De un modo u otro, también estaban a favor de que el gobierno tomara medidas para poner en su sitio a los medios. ¿En qué sitio? Bueno, en el del gobierno, presumiblemente. Tanto si consiguen salirse con la suya en las regiones australes, en Londres se está animando activamente al Estado británico a regular el contenido de la prensa por primera vez en cuatro siglos.

¿Cómo llegamos a esta situación? Cuando mis tribulaciones en Canadá comenzaron, alguien me recordó un comentario del escritor americano Heywood Broun: “Todo el mundo está a favor de la libertad de expresión en los momentos de inactividad en los que no se han de enterrar las hachas”. Creo que es exactamente lo contario. Es precisamente cuando no hay hachas que enterrar que Occidente decidió que podía prescindir de la libertad de expresión. Hubo un tiempo, hace unos 40 años, cuando parecía que todas las grandes preguntas habían sido solucionadas: no habría más Tercer Reichs, ni más regímenes fascistas, ni más antisemitismo; las democracias sociales avanzadas se dirigían inevitablemente a una avenida iluminada de una sola dirección hacia el pacífico reino del multiculturalismo; y así parecía a una determinada mentalidad que era totalmente razonable introducir códigos de expresión y crímenes de pensamiento, esencialmente como un tipo de operación de limpieza. Los tribunales de “derechos humanos” de Canadá fueron creados originalmente para ocuparse de la discriminación laboral y doméstica, pero los canadienses no son terriblemente odiosos y no había mucho de eso, así que se pusieron a perseguir el “discurso del odio”. Era una noción no liberal impuesta, supuestamente, por la causa del liberalismo: ¿que un puñado de perdedores neonazis en habitaciones alquiladas  en los sótanos están dejando folletos de supremacía blanca en las cabinas telefónicas? Venga, relájate, cazaremos a esos perdedores marginales y extremistas y nos aseguraremos de que no te molesten más. No son más que unos pocos cavernícolas recalcitrantes que se han negado a seguir el ritmo. No penséis en ellos. Nada importante, chicos.

Cuando aceptas que el estado tiene el derecho a criminalizar la negación del Holocausto, estás terriblemente cediendo mucho mucho terreno. No me refiero únicamente de forma específica: la República de Weimar era una auténtica proto-Trudeaupia de leyes de “discurso del odio”. 15 años antes de la subida de los nazis al poder, hubo más de 200 procesos por “discurso antisemita” en Alemania, y cedieron mucho terreno. Pero más importante que la inutilidad práctica de tales leyes es la suposición que estás haciendo: estás aceptando que el estado, al excluir una opinión de sus límites, se contentará con detenerse ahí.

Como resulta claro ahora, no lo está. Las restricciones en la libertad de expresión socavan los fundamentos de la justicia, incluyendo el principio fundamental: igualdad ante la ley. Cuando se trata de la libre expresión, Inglaterra, Canadá, Australia y Europa son, antes que países de leyes, países de hombres –y de mujeres, heteros y gays, musulmanes e infieles– cuyos derechos ante la ley varían en función de a qué combinación de estos diferentes grupos identitarios pertenezcan.

Apareciendo en un club de comedia de Vancouver, Guy Earle se vio obligado a calmar a un par de borrachas que lo interrumpieron. Si me lo hubiese dicho a mí o a Jonah Goldberg, no tendríamos una compensación legal. Por desgracia para él, se lo dijo a dos borrachas molestas de creencias lésbicas, así que lo acusaron de hacerlas callar homofóbicamente y fue multado con 15.000 dólares. Si John O’Sullivan y Kathryn Lopez hubieran tenido la ocasión de entrar en el bar Driftwood Beach de la Isla de Wight mientras, en el curso de una noche de personas mayores, Simon Ledger interpretaba “Kung Fu Fighting”, no habrían tenido motivos para quejarse, incluso si hubiese tocado una nueva mezcla dance extendida. Sin embargo, los que pasaron por allí eran chinos y por ello el Sr. Ledger fue arrestado por racismo.

En un mundo así, las palabras no tienen un sentido consensuado. “Eran chinos enrollados del barrio chino enrollado” es legal o ilegal según quién lo escuche. Ciertamente, en mi ejemplo favorito de este modo de pensar, las mismas palabras pueden servir de prueba a dos crímenes de odio completamente diferentes. Iqbal Sacranie es un musulmán cuya “moderación” ejemplar ha sido armada caballero por la Reina. El jefe del Concilio Musulmán de Inglaterra, Sir Iqbal, fue entrevistado en la BBC y expresó la opinión de que la homosexualidad era “inmoral”, “no era aceptable”, “propaga enfermedades” y “daña los fundamentos básicos de la sociedad”. Un grupo gay se quejó y Sir Iqbal fue investigado por la “unidad de seguridad comunitaria” de Scotland Yard por “crímenes de odio” y “homofobia”.

Independiente pero simultáneamente, la revista de GALHA (Gay and Lesbian Humanist Association) llamó al Islam “doctrina descabellada” creciendo “como un cáncer” y profundamente “homofóbica”. A su vez,  el Foro de Crimen Racial de Londres pidió a Scotland Yard que investigara a GALHA por islamofobia.

¿Lo pilláis? Si un musulmán dice que el Islam se opone a la homosexualidad, Scotland Yard lo investigará por homofobia; pero si un gay dice que el Islam se opone a la homosexualidad, Scotland Yard lo investigará por islamofobia.

Dos hombres dicen exactamente lo mismo y se les investiga por diferentes crímenes de odio. Por otro lado, podrían haber cantado “Kung Fu Fighting” una y otra vez durante todo el día y no habría sido un crimen a no ser que una pareja de transeúntes chinos entrara en la sala.

Si no eres gay o musulmán o chino, probablemente te estarás preguntando: ¿cómo puedo tener un trozo del pastel? Después de todo, si el Estado crea un derecho humano para ser ofendido y lo extiende sólo a los miembros de determinados grupos de interés, está incentivando de forma bastante natural la afiliación a aquellos grupos de interés. Andrew Bolt, destacado columnista de Australia, estaba sorprendido por la bien notable no negritud de un gran número de destacados australianos “negros” y escribió un par de columnas sobre el tema del oportunismo de los grupos identitarios. Ahora está siendo arrastrado a la corte y denunciado como “racista”: “racismo” que ha degenerado en un término para cualquiera que mencione el tema. Pero, si la ley confiere privilegios particulares a los miembros de grupos identitarios reconocidos, cómo definimos los criterios de pertenencia de esos grupos es sin duda un tema legítimo para un de debate público.

Uno de los puntos fuertes del derecho consuetudinario ha sido su antipatía generalizada hacia los derechos colectivos, porque la minoría fundamental es el individuo. En cuanto tengas derechos colectivos, necesitarás un poder estatal drásticamente magnificado para mediar entre las jerarquías de los diferentes grupos de víctimas. En un mundo de gays islamófobos, musulmanes homófobos y negros blancos, es tentador asumir que todo este jaleo colapsará sobre el peso de su propia absurdidad.

En lugar de esto, la ley se inclina cada vez más ante esos que peor la tratan. En algunas de las más antiguas sociedades libres del mundo, el Estado no está actuando como mediador para asegurar la tranquilidad social, sino que tortura la lógica y la ley y la libertad de formas cada vez más estúpidas para acomodarse a aquellos que podrían verse tentados a expresar sus preocupaciones de un modo no discursivo. Considérese el caso de Elisabeth Sabaditsch-Wolff, un ama de casa vienesa que ha vivido en varios países musulmanes. Fue llevada a una corte austríaca por llamar a Mahoma pedófilo en base a que consumó su matrimonio cuando su esposa, Aisha, tenía nueve años. La Sra. Sabbaditsch-Wolff fue declarada culpable y multada con 480 euros. El razonamiento del juez fue fascinante: “La palabra pedofilia es objetivamente errónea, ya que la pedofilia es una preferencia sexual que se dirige única o principalmente a niños. Sin embargo, no se aplica a Mahoma. Seguía casado con Aisha cuando ésta tenía 18 años”.

Ah, lo pillo. Así que, según la ley austríaca, no eres un pedófilo si desfloras a la niña de cuarto grado pero sigues con ella hasta el instituto. Es un consejo muy útil si estás planeando unas vacaciones en la montaña en los Alpes este otoño. ¿O se trata de otra de esas exenciones que no tiene aplicación universal?

Los gobiernos occidentales han ido ya demasiado lejos por este camino. “La majestuosa idea de ‘la guerra al racismo’ se está convirtiendo, poco a poco, en una ideología terriblemente falsa”, dijo en 2005 el filósofo francés Alain Finkielkraut. “Y este anti-racismo será para el s. XXI lo que el comunismo fue para el s. XX: una fuente de violencia”. Impecable. Aceptemos en nombre del argumento que el racismo es malo, que la homofobia es mala, que la islamofobia es mala, que las aseveraciones ofensivas son malas, que los pensamientos miserables son malos. ¿Y qué?

Tan malos como puedan ser, que el gobierno los criminalice todos y constituya un régimen de orden público para microrregularnos en su cumplimiento es mil veces peor. Si ésa es la alternativa, dadme el “Kung Fu Fighting” cantado por la esposa de nueve años de Mahoma mientras hago que dos molestas lesbianas devuelvan el Gato del Día de un restaurante chino.

Como John Milton escribió en su Areopagítica de 1644, “Dadme la libertad de conocer, de hablar y de discutir libremente según mi consciencia, sobre todas las libertades”.

O como me dijo un ciudadano canadiense ordinario, después de que yo testificara en defensa de la libertad de expresión ante el parlamento de Ontario en Queen’s Park: “Dadme el derecho a la libertad de expresión y lo utilizaré para reclamar todos mis otros derechos”.

A la inversa, si les dejas tomar tu derecho a la libertad de expresión, ¿cómo vas a evitar que te quiten el resto?

FUENTE: AGON Grupo de Estudios Filosóficos

NIÑA, CASI BEBÉ, EDUCADA PARA ODIAR. ASÍ ADOCTRINA Y LAVA EL CEREBRO EL ISLAM.

Niña de tres años y medio tiene ya bien aprendida la lección para odiar y lo demuestra en la entrevista en televisión.

 

Mahoma era un señor de la guerra déspota, genocida, asesino, torturador, homocida, violador y pedófilo. A ese salvaje le llaman profeta, profeta Muhammad. Será profeta del salvajismo.

 

El Islam no es una religión, sino un sistema político despótico que se impone por la fuerza e ideado por Mahoma para la conquista del mundo. Debe ser prohibido como el nazismo.

 

Difundan estos vídeos. La libertad y la democracia están en peligro.

 

Mahoma, también llamado profeta Muhammad o Muhammed, era un despótico señor de la guerra genocida, asesino, torturador, homófobo, violador y pedófilo.

 

Con esta niña sigue el lavado de cerebro a sus fieles. En el Islam, malos tratos en los colegios aparte, se adoctrina a los niños desde ANTES de que empiecen a hablar. Se les recita el Corán en la misma cuna e incluso como nana para dormir, todo gira en torno al Corán, de tal manera que la programacion parte casi desde cero, no se les da la oportunidad de experimentar y aprender por ellos mismos con lo cual tienen, desde niños, mermada su facultad de ELEGIR LIBREMENTE.

 

ESTO es el ISLAM, eso que llaman “religión de la paz”.

 

Y lo estamos dejando penetrar como si nada cuando ellos mismos ya no se cortan ni un pelo en decir que nuestras leyes y nuestro modo de vida debe ser eliminado y sustituido por la Ley Islámica.

 

LA CRUDA REALIDAD DEL OCASO DE OCCIDENTE.

El texto es ANÓNIMO,no he podido encontrar la fuente del mismo, pero RESULTA QUE ESTA ES LA AUTÉNTICA REALIDAD DE LA SITUACIÓN EN OCCIDENTE, ESTO ES LO QUE ESTÁ PASANDO Y EFECTIVAMENTE, LA CLARÍSIMA INVASIÓN Y SUMISIÓN AL ISLAM TIENE MUCHOS COMPLICES.

Se trata de un crudo análisis sobre el ocaso de la civilización que nos alumbra por culpa mayormente de quienes más tienen el deber de defenderla.

Estoy más que harto de que me traten de racista, de xenófobo, de fascista, de nazi (harto de la intención injuriante puesta en estos apelativos, que no de los apelativos en si) porque me atrevo a defender mi identidad, mis tradiciones, la cultura de mi país y los valores de mi civilización. Tengo derecho a expresar mis opiniones, el amor por las cosas de mi mundo y mi rechazo por valores ajenos y tradiciones que no son las mías. Estoy en mi casa y no tengo ninguna obligación de ceder antes las pretensiones de los invasores que me quieren sojuzgar. Es mi derecho el no querer extraños indeseados fanáticos y agresivos en mi hogar. No estoy obligado a aceptar sin rechistar nada de lo que me agrede o perjudica.

¿Estar en contra de la sharia es ser racista? ¿No aceptar que las mujeres no sean tratadas como seres humanos completos es xenofobia? ¿Oponerme a que los animales sean torturados horriblemente es fascismo? ¿Denunciar la persecución de los cristianos es intolerancia? ¿Considerar la lapidación una práctica bárbara es demostrar estrechez de miras? ¿Si me escandaliza que se permita casar a niñas de nueva años soy un retrasado? ¿Si me gustan los belenes y los villancicos antes que la berrea del muecín ylas flagelaciones de la ashura, si prefiero el vino y el tocino ante que el cuscús y el kebab, si me agrada ver mujeres de verdad por mis calles antes que horribles sacos de patatas con cara de oler mierda, entonces soy islamófobo?

Lo que condenamos en este periódico no son ni razas ni personas, ni siquiera musulmanas, es la crueldad, el atraso del islam, sus maquinaciones para imponer la tiranía universal y eterna, la ferocidad de una cosmovisión enemiga de la humanidad, un auténtico cáncer mundial en plena expansión. No atacamos a los musulmanes en sí por el mero hecho de serlo, sino al islam como una ideología preñada de monstruos. No condenamos a los esclavos sino a la esclavitud. No luchamos contra los ciegos sino contra la ceguera. No combatimos a los enfermos sino a la enfermedad. Nos oponemos al islam y a los que tratan de propagar esa brutal forma de vida basada en creencias malsanas y enseñanzas criminales y pervertidas. ¿Por qué mis compatriotas y yo mismo debemos cerrar los ojos ante los estragos de una cultura ajena y contraria a todos nuestros valores, creencias y logros? ¿En virtud de qué principio moral o ley de vida deberíamos aceptar una invasión que pone en cuestión nuestro modelo de sociedad, nuestra organización política, nuestras tradiciones, nuestro derecho a vivir en paz en nuestra tierra, nuestra seguridad, nuestro futuro y hasta nuestra propia existencia?

Combatimos al enemigo pues este es real y se comporta como tal. Ese enemigo es el invasor musulmán y sus cómplices autóctonos, que son tanto o más culpables y dañinos que los usurpadores que ya se comportan como en territorio conquistado, ayudado en sus arrogantes pretensiones y sus inadmisibles pretensiones por un arsenal de leyes colaboracionistas elaboradas para facilitarles la tarea. ¿En nombre de qué debería aprobar la represión sistemática de mis creencias y de mi propia cultura y la persecución de mi inalienable derecho a la legítima defensa y a ser dueño en mi país sin tener que ser aplastado bajo la despiadada bota del usurpador? ¿Tal vez en nombre de la “tolerancia” y del respeto del “Otro”? ¿Los islamistas y sus colaboradores eslavófilos acaso nos respetan, tal vez se muestran tolerantes con nosotros? ¿Nos piden permiso o consultan nuestra opinión cuando pretenden imponernos sus costumbres, sus leyes, su masiva presencia en nuestro país? Nos preguntan acaso si queremos comer halal (lo que ya sin duda hacemos sin saberlo)? ¿Nos piden permiso o nos consultan cuando pretenden financiar con nuestro dinero la construcción de mezquitas mientras nuestras centenarias iglesias se caen en pedazos? ¿Nos piden permiso o nos consultan cuando están alimentando con las ayudas que se nos niega demasiado a menudo a parásitos improductivos y polígamos que viven de nuestra sangre? ¿Nos preguntan acaso cómo nos sentimos cuando sabemos que hienas importadas del norte de África violan y asesinan a nuestros compatriotas a diario?

Vosotras, feministas que decís defender los derechos de la mujer, ¿donde coño estáis, miserables farsantes? Apoyando la inmigración masiva de musulmanes, ayudando a cavar la fosa en que seréis enterradas hasta el cuello para ser lapidadas mejor. ¿Por qué no le hacéis extirpar el clítoris a vuestras hijas de 3 años en vuestro próximo viaje a Marruecos, en un momento cualquiera, entre el zoco y la playa, en nombre de la tolerancia y el respeto de las culturas? ¿Creéis acaso que la defensa de los derechos de la mujer incluye la aceptación de la tortura, la mutilación y la sumisión? ¿O pensáis que aceptando la inmigración masiva de musulmanes y defendiendo una religión de odio y de violencia, dando el visto bueno a esas prácticas bárbaras, y condenado a los que se oponen a la tortura de las niñas y los malos tratos hacia las mujeres, estáis favoreciendo el progreso y la libertad, prohijando una nueva era de paz, luz y armonía?

Vosotros, colaboracionistas, traidores manipulados y manipuladores, estáis sacrificando vuestro país y vuestro pueblo (los míos en realidad, vosotros sois mercenarios apátridas vendidos al mejor postor) en nombre de vuestra buena conciencia, de vuestra estupidez y de ideologías gaseosas, sin consistencia ni fundamento. Pretendéis militar por la libertad de expresión: la vuestra y únicamente la vuestra. Todos aquellos que no piensan como vosotros y tienen la ocurrencia de amar a su país y su cultura y querer defender sus valores y su familia, los atacáis, los denunciáis, los condenáis, los metéis en prisión…

Me tratan de racista, xenófobo, fascista, nazi… La voluntad de preservar su cultura, su herencia histórica, sus valores, no tiene color político ni es una ideología particular. Cualquier ser humano con instintos sanos, dotado de sensibilidad e inteligencia, quiere de manera natural su libertad y la de su pueblo y se opone a toda forma de opresión, de sumisión, de violencia y de barbarie.

Mientras los colaboradores de la barbarie y demás descerebrados pegan grititos de alegría y excitación aplaudiendo y repitiendo como monos de feria los mantras de la “integración”, la “diversidad”, la “tolerancia”, la “apertura al Otro”, el “mestizaje”, la “multicultural”, ahí fuera los nuevos bárbaros violan a nuestras hijas, ocupan nuestra tierra, saquean nuestros recursos, destruyen nuestras raíces, escupen sobre nuestra leyes, desafían nuestro Estado, se cagan sobre nuestra libertad. Esa libertad por la que hemos luchado y sufrido durante siglos y por la que han muerto tantos para que viviéramos mejor. Díganoslo claro y alto: han muerto para nada, inútilmente, su sacrificio no ha servido más que para que ahora se pisoteen los valores y la lucha de nuestra estirpe. Vivimos en tiempos de vileza, cobardía y traición.

“La tolerancia y la apatía son los últimos valores de una sociedad moribunda“, decía Aristóteles. Que sigan, pues, los “tolerantes” con su “tolerancia”, que acepten sin rechistar la islamización si quieren ver su país morir, su cultura destruida, su futuro robado y sus hijos y nietos esclavizados.

Los europeos que deseamos simplemente conservar nuestra cultura y vivir en paz con nuestros compatriotas, somos tachados de racistas y xenófobos, nuestras palabras son censuradas, nuestras opiniones nos convierten en criminales. Pero no comulgar con una ideología incompatible con nuestros valores y negarse a aceptar su dominación es un derecho legítimo, y es además una cuestión de supervivencia. Nuestros antepasados han luchado por nuestra libertad, ¿por qué deberíamos nosotros renunciar a ella? Los indios de América, los aborigenes de Australia, las tribus de la Amazonia, los nativos del Tibet, los esquimales de Groenlandia o los pueblos del Ártico, todos tienen derecho a defender su cultura, sus tradiciones, su territorio. ¿Por qué los europeos no han de tener ese mismo derecho inalienable? Por qué los europeos han de aceptar la ocupación de sus tierras por gentes que no los respetan, que los parasitan y que los agreden?

Se habla a veces de una guerra civil latente en Europa, otras veces de guerra civil étnica, tratando de ajustarse más a la realidad de los factores en cuestión. Pero hay que llamar las cosas por su auténtico nombre: lo que ha de llegar es una guerra de liberación nacional. Los europeos se van a ver obligados a luchar contra un enemigo que se ha infiltrado detrás de sus muros y que actúa para aniquilarlos desde el interior. Hemos llegados al punto en que vamos a tener que defendernos, defendernos de los invasores y de sus colaboradores del interior. Los políticos y los intelectuales al servicio de la invasión están favoreciendo y llevando a cabo una auténtica persecución contra sus compatriotas, favoreciendo el exterminio de la población nacional y su reemplazo por una población extranjera que pretende apoderarse de nuestros países. En nombre de la tolerancia, Europa está abriendo sus puertas a la intolerancia, en nombre de la democracia estamos entregando nuestros hijos al verdugo que los esclavizará y los convertirá en dhimmis, en siervos de la brutalidad de los nuevo amos que se frotan las manos ante nuestra desidia y apatía y las facilidades que los traidores les ofrecen a sus ansias de conquista y dominación. La noche avanza sobre esa desventurada Europa. La necesaria lucha por venir verá el triunfo final de la noche eterna o un nuevo amanecer”.

AUN ESTAMOS A TIEMPO PERO ESTE ES CADA VEZ MÁS LIMITADO, ¿A QUE ESPERAMOS?.

LOS MENTIROSOS MITOS DEL ISLAM.

Durante la Edad Media las artes y la ciencia florecieron en los territorios regidos por el islam. Este es un mito propagado no sólo por los apologistas del islam, sino también por aquellos ideólogos liberales cuyo desprecio por la civilización occidental los ha llevado a glorificar cualquier cosa que venga de afuera, especialmente si puede ser presentada como una víctima de occidente. Una de las metodologías para hacer esto en tiempos modernos es inflar artificialmente los logros históricos, culturales y científicos de otras civilizaciones

Mito no. 1 Durante la Edad Media las artes y la ciencia florecieron en los territorios regidos por el islam. Este es un mito propagado no sólo por los apologistas del islam, sino también por aquellos ideólogos liberales cuyo desprecio por la civilización occidental los ha llevado a glorificar cualquier cosa que venga de afuera, especialmente si puede ser presentada como una víctima de occidente. Una de las metodologías para hacer esto en tiempos modernos es inflar artificialmente los logros históricos, culturales y científicos de otras civilizaciones. Un ejemplo típico ha sido el ?salvaje noble?. En este concepto el hombre primitivo era superior al hombre civilizado, al menos en la mente de Rousseau, Gauguin y Picasso. Todos descubrieron al final que el salvaje noble era ilusorio. En las Américas se intentó lo mismo al pintar a las civilizaciones de indios norte, centro y sudamericanos, como superiores al hombre moderno. En realidad fueron salvajes que le arrancaban el corazón viviente aún a los propios integrantes de sus clanes. Imponer en las masas el mito de la era islámica dorada es imprescindible para los apologistas del islam a los efectos de maquillar la escuálida situación presente, donde las características más salientes de las regiones que lo albergan son el terrorismo salvaje, la decadencia de los sheiks del petróleo y el brutal trato de las mujeres. El reclamo que adjudica al islam los logros culturales y científicos de la edad media está basado en el hecho de que a partir del siglo octavo hasta los albores del Renacimiento y la Reforma, un número de pensadores y científicos, muchos de ellos no musulmanes, jugaron un rol muy importante en transmitir conocimientos de las culturas griega, hindú, egipcia, persa y otras, al mundo occidental. Entre otras cosas, hicieron posible que el mundo cristiano conociera el pensamiento aristoteliano (no necesariamento algo beneficioso). Todo lo que hicieron fue transmitir la cultura de países no musulmanes a los países de Europa Occidental. Hubo sí, contadas excepciones, pero en general el aporte de los musulmanes a la cultura de entonces, tanto como a la presente, fue y es insignificante. Es evidente que el semi-barbarismo de los pueblos de la península arábiga fue incapaz de aportar nada a la cultura de la época. Con el avance de su conquista, los musulmanes asimilaron elementos de las corrientes culturales de los pueblos  vecinos (Grecia, Bizancio, Egipto, Persia), creando un sincretismo muy peculiar. Muchos de los pensadores que surgieron de filas del islam absorbieron las enseñanzas Aristotelianas y neoplatónicas y al incorporarlas al islam, crearon un monstruo de siete cabezas ya que estas ideas filosóficas eran contrarias al islam.  El único conocimiento que el islam reconoce es el conocimiento religioso. Es por ello que estos filósofos que fueron contra el canon sufrieron persecución, exilio, y aún la muerte. Hubo también otros filósofos de renombre que se movieron dentro de la cultura del islam, pero no eran musulmanes. Pongamos ciertos nombres en el tapete: Averros, en España, influenció a judíos y cristianos con sus interpretaciones de Aristóteles. Sus escritos produjeron la reacción de los déspotas musulmanes de turno y fue ejecutado. Sus obras sobre lógica y metafísica fueron incineradas, y por lo tanto no dejó ninguna herencia académica. Un contribuidor no musulmán a la filosofía europea fue Moses Maimonedes, quien escribió desde Egipto. Un cristiano nativo de Cártago, Constantino ?el africano?, tradujo las obras de medicina del árabe al latín, introduciendo en el proceso la medicina griega al occidente. Fue famoso por sus traducciones de Hipócrates y Galeno. En las ciencias exactas, Al-Khwarzimi, matemático y astrónomo, coleccionó y ordenó los descubrimientos de matemáticos antiguos. Sus traducciones de los conceptos matemáticos de los hindúes fueron el eslabón entre los grandes matemáticos de la India y los eruditos europeos. Bernard Lewis, en su libro What Went Wrong? explica que el imperio musulmán heredó ?el conocimiento y los talentos del antiguo Medio Oriente, Grecia y Persia. Le incorporó nuevas e importantes innovaciones desde afuera, tales como el manufacturado de papel de la India y los números decimales de la India?. Erróneamente, cuando el concepto de números decimales se transmitió al Occidente, se les llamó números árabes. De esa forma, en lugar de honrarse a los inventores, se dio la gloria a los transmisores. Es de notarse que salvo contadas excepciones, todos los logros en el campo de la arquitectura, las artes, la filosofía, las ciencias, etc., durante la ?era dorada? del islam, no fueron más que el producto de mentes que se beneficiaron del trabajo y los adelantos de las culturas vecinas. Ello sucedió porque las hordas musulmanas no alcanzaron a destruir completamente los bases culturales de las regiones invadidas. Dar crédito al islam por los eminentes historiadores, poetas, filósofos y científicos de la época, es equivalente a darle crédito a Hitler porque durante su gobierno el régimen produjo científicos cuyas investigaciones hicieron posible los viajes interespaciales. Sea como sea, los avances logrados durante la dominación islámica en Europa y otras regiones, no sucedieron gracias al islam, sino a pesar del islam.

Mito no. 2 La tolerancia del islam ?Los judíos y los cristianos, como ?pueblos del libro?, fueron protegidos y respetados en los territorios conquistados por las fuerzas del islam?. Este slogan propagandístico ya ha sido ampliamente refutado en el libro de la escritora Bat Ye?or (seudónimo) The Dhimmi: Jews and Christians under Islam (1985/2003), http://www.dhimmitude.org El libro está exhaustivamente documentado. Su autora creció y vivió en Egipto observando de cerca el trato que reciben los no musulmanes, también llamados ?infieles?. Recomendamos su lectura para el lector interesado en entender la mentalidad musulmana. Dhimmi es el término árabe con el cual se denomina a aquellos que no son musulmanes pero viven en los territorios conquistados por el islam. En los tiempos en que los ejércitos del islam conquistaban nuevos pueblos, estos eran confrontados con la alternativa ya sea de convertirse, morir, o vivir como gente conquistada, dhimmi. Vivir como un dhimmi significaba pagar altos impuestos y peajes, vivir como ciudadano de segunda categoría siempre rindiendo honores a sus vecinos musulmanes, y tener prohibido ejercer ciertas profesiones. En algunos casos significaba usar cierto tipo de vestimenta e insignias (Hitler aplicó esto más adelante) que los distinguía de los musulmanes, y no poder caminar por los mismos lugares que los musulmanes lo hacían. En ciertas situaciones, pasar a un musulmán por el lado equivocado podía provocar una golpiza de tremendas proporciones para el dhimmi.  Entre las reglas que se debían seguir hasta se encontraba la forma de montar una mula de cierta forma, de modo que el dhimmi se distinguiera de un musulmán. El libro que recomendamos al comenzar señala correctamente que existieron durante la historia escasos y breves períodos de tolerancia cuando la dhimmitud  fue regulada, pero las regulaciones a menudo fueron pisoteadas o derogadas por los déspotas de turno. En algunos casos, el fanatismo y la cólera de los clérigos era suficiente para enardecer a las turbas musulmanas y lo que era una seguridad regulada, de un día para el otro se convertía en una pesadilla para los no musulmanes. Del mismo modo, cuando la población musulmana expresaba su intolerancia o manifestaba su envidia por la prosperidad de los dhimmis (una sociedad donde la gente debe orar cinco veces al día no deja mucho lugar al progreso), las comunidades eran desalojadas, las mujeres violadas, y los niños eran secuestrados y forzados a convertirse. Rescates exhorbitantes eran exigidos, y en el peor de los casos, poblaciones enteras de dhimmis eran masacradas ante la pasividad de las autoridades musulmanas. Otro ?cliché? propagandístico usado por los apologistas del islam y la mentalidad liberal de nuestros días consiste en promover la idea de que durante la historia, el islam permitió practicar otras religiones en los territorios conquistados. Este es otro ejemplo, dicen ellos, de la tolerancia del islam. Para la mente realista, ?tolerancia? e ?islam? son términos imposibles de reconciliar. Para las masas ignorantes la idea de ?tolerancia islámica? es fácil de digerir. Pero lo que es incomprensible es que académicos de occidente promuevan la idea. En realidad, la tolerancia religiosa en los territorios conquistados por los mahometanos fue un mito. Un análisis objetivo muestra que las opciones manejadas por los califas en las naciones conquistadas fueron: 1.         Exterminio total de los no musulmanes (esto hubiera causado más guerras, estancamiento del crecimiento económico, y la imposibilidad de seguir invadiendo más tierras). 2.         Permitir la libertad religiosa (lo que no sólo contradice el Corán, sino que en sus últimas consecuencias destruye las sociedades islámicas al promover los derechos humanos básicos que son negados en el islam). 3.         La doctrina del desgaste. La opción número tres fue la escogida. Consistió en no prohibir la práctica de otras creencias, pero al mismo tiempo implantar restricciones humillantes a los judíos y cristianos, entre otros. Ya hemos mencionado algunas de éstas. En el sentido religioso estricto, algunas de las restricciones fueron: cargos de impuestos especiales sobre los edificios de las iglesias, las procesiones fueron prohibidas, así también como los toques de campanas y la construcción de nuevas iglesias y sinagogas. Muchos templos y sinagogas existentes fueron convertidos en mezquitas. Los cristianos no podían ingresar al ejército pero de todas maneras debían pagar impuestos para sustentar los ejércitos. Algunas grupos cristianos de corte sacramentalista como los sirios, los caldeos y cópticos, aún viven dentro de este esquema. Decidieron someterse y ser regulados por los gobiernos musulmanes, y son hoy en día víctimas de su propia cobardía. Esto contrasta con la actitud de muchos cristianos protestantes. En Sudán, algunos pastores son quemados por el gobierno islámico, sus esposas violadas y su niños vendidos como esclavos. Decidieron ser libres en Cristo antes que someterse. Algunos casos de ?tolerancia? musulmana: 1.         Diciembre 30, 1066 ? El vizier judío de Granada, España, fue crucificado y el distrito judío arrasado, sus 5000 habitantes ejecutados. La turba fue provocada por las prédica inflamatoria de los predicadores musulmanes. El delito de los judíos: prosperidad económica. 2.          1465 ? Hordas musulmanas en Fez, Marruecos, masacran miles de judíos. Sólo once sobreviven. Causa de la matanza: Un oficial de la ciudad de origen judío trató a una mujer musulmana de una ?manera ofensiva?. Los asesinatos provocan una ola de sucesos similares por todo Marruecos. Fuentes: Norman Stillman, The Jews of Arab Lands, (PA: The Jewish Publication Society of America, 1979), p. 84; Maurice Roumani, The Case of the Jews from Arab Countries: A Neglected Issue, (Tel Aviv: World Organization of Jews from Arab Countries, 1977), pp. 26-27; Bat Ye’or, p. 72; Bernard Lewis, The Jews of Islam, (NJ: Princeton University Press, 1984) p. 158. 3.         Otras masacres de judíos en tierras dominadas por los árabes ocurrieron en Marruecos en el siglo octavo, en el norte africano en el siglo 12, en Libia en 1785, Algeria en 1805, 1815 y 1830. Fuente:Stillman, pp. 59, 284. 4.         Decretos promulgando la destrucción de sinagogas: Egipto y Siria (1014, 1293-4, 1301-2), Iraq (854­859, 1344), Yemén (1676), Marruecos (1275, 1465, 1790-92), Baghdag (1333, 1334). Fuente: Roumani, pp. 26-27. 5.         La situación de los judíos en territorios del islam fueron aun más degradantes en el siglo diecinueve. Los judíos en el norte de Africa (Algeria, Túnez, Egipto, Libia y Marruecos) fueron obligados a vivir en guetos. En Marruecos, la comunidad judía fue forzada a caminar descalza o con calzado de paja cuando sus habitantes salían del gueto. Hasta los niños muslimes participaban en la degradación de los judíos, ya sea arrojando piedras o burlándose de varias formas. Fuente: G.E. Von Grunebaum, “Eastern Jewry Under Islam,” Viator, (1971), p. 369.  New York Times, February 19, 1947). 6.          Desde las arenas de Egipto, pasando por Armenia y todo el territorio bizantino, el sur de Europa y llegando a España, se oyen aun los clamores de miles de pobladores que cayeron bajo la espada del Islam. Las hordas musulmanas dejaron un reguero de sangre por toda la historia. Sumado a esto, la ?doctrina de desgaste? tuvo un éxito total, al punto de que debido a la asfixia sobre los grupos cristianos a través de los siglos y hasta el presente, estos ha sido reducidos a grupos insignificantes en los países dominados por el islam. Por supuesto que en Arabia Saudí ni siquiera existen, y esto no debido a la doctrina del desgaste sino a la persecución fanática del régimen gobernante. Lo anterior no es más que el vértice del témpano, podríamos continuar ad infinitum. Los desmanes continuaron durante todo el siglo veinte y en el presente. El espacio simplemente no alcanza para exponer los datos históricos.

Comentarios finales: Estas cosas no son ni siquiera mencionadas por los medios de comunicación masiva y los intelectuales de occidente, que salvo honrosas excepciones, se caracterizan por una actitud sumisa y complaciente para con los desmanes de los gobiernos islámicos, la cobardía ante el terrorismo y el temor de ofender a los gobiernos islámicos al rehusar terminantemente reconocer el fundamento judeo-cristiano de nuestra civilización. Por supuesto que esto va acompañado por una serie de disculpas, ya sea por las cruzadas, por la disparidad económica y otras cosas. Parte del paquete de sumisión son: las simpatías por la causa del pueblo palestino, el mismo que danzó en las calles cuando las torres gemelas fueron destruidas; la incriminación a Israel como culpable de la situación; la insistencia de que el islam es una religión de paz y que los terroristas no son verdaderos musulmanes; y finalmente, la proclamación de la eminente supremacía de la civilización muslime sobre la europea, adjudicando hipócritamente un origen islámico a las ciencias y las instituciones de occidente. Esta actitud servil es similar a la del dhimmi cristiano que debía desmontar de su burro cuando se encontraba con un muslime, o cuando durante la época de la Palestina Otomana en el siglo diecinueve, tenía que caminar por debajo de la vereda para mostrar deferencia al muslime.  Este es el verdadero rostro de la ?tolerancia? del islam.

  Mito no. 3 El islam es una religión de paz Por Pablo Santomauro ¿Será el islam una religión de ?paz, amor y tolerancia?, como dicen los medios de comunicación, el gobierno y los musulmanes moderados?  ¿O es una religión de odio, maldad, violencia y muerte? El islam radical, que dicho sea de paso es el verdadero islam, cree que el islam es la única y verdadera religión y que su deber moral, recibido por orden de su dios, Alá, es forzar a todo el mundo, a todos los pueblos, a aceptar la ley islámica. El llamado a la oración por parte de los almuédanos desde los alminares dice que nadie tiene el derecho de adorar a ningún dios que no sea Alá, o a seguir las enseñanzas de otro profeta que no sea Mahoma. Para Bin Laden y otros fundamentalistas musulmanes, todas las demás religiones son falsas y deben ser destruidas. Desafortunadamente, en este país (EEUU), y comenzando con el gobierno, nadie se anima a decir que estamos frente a una religión malvada hasta la médula. La obsesión por ser políticamente correctos ha llevado a decir a figuras importantes en el gobierno que el islam es una religión de paz. La base de este pensamiento radica en que el liberalismo ha ganado terreno en todas las áreas de la vida de este país. El mantra es que todas las religiones son buenas y pacíficas. El problema es, o la absurda conclusión es — que si todas las religiones son verdaderas, buenas y pacíficas, ¡la religión de Bin Laden y de Sarqawi es verdadera y pacífica! De ahí que el liberalismo de EEUU es impotente para combatir el terrorismo. Los conservadores, a su vez, al rehusarse a aceptar que esta es una guerra religiosa, y temiendo ofender a los musulmanes si así lo hacen, también corren peligro de perder esta guerra en muchos frentes. El silogismo liberal va así: 1) Todas las religiones son religiones de paz. 2) El islam es una religión. 3) Por lo tanto, el islam es una religión de paz. La primer premisa es falsa, todas las religiones no son de paz. La religión de Jim Jones (900 personas se quitan la vida en 1978) fue falsa, malvada y violenta. La secta hindú de la diosa Kali es falsa, malvada y violenta. Las sectas ocúlticas y satánicas que sacrifican niños no son pacíficas. La realidad muestra que no toda religión es buena y pacífica, y el islam no lo es tampoco. Pero para disfrazar esto y no enfrentar la realidad, el gobierno y los medios de comunicación masiva pretenden hacernos creer que los terroristas o los fundamentalistas musulmanes no siguen en realidad las enseñanzas reales del islam — y dicen: “los terroristas han tomado el islam como rehén”, o “los terroristas no son verdaderos musulmanes”. También los califican de “fundamentalistas”. Este último término lo usan en forma peyorativa, de la misma forma que lo usan con los cristianos, pero el mismo término los traiciona. La definición de ?fundamentalista? es: Alguien que sigue las enseñanzas de una religión al pie de la letra tal cual fue enseñada por su fundador y los textos primarios. En el caso del islam, un fundamentalista es el verdadero musulmán. Los terroristas son los verdaderos musulmanes. Ellos actúan basados en lo que el fundador del islam enseñó en los Hadices y lo que el Corán ordena. Es por ello que se les llama “fundamentalistas”. El resto, llamados “moderados” o “clásicos” no son verdaderos musulmanes. Bien pueden ser llamados musulmanes “liberales”, de la misma forma que los cristianos que no creen en los fundamentos bíblicos son llamados “liberales”. El muslime liberal, al proclamar que el islam es una religión de paz que no invita a la violencia, niega los preceptos de su religión. Aquellos que tienen la esperanza de que los musulmanes pacíficos o moderados tomen control de la situación en el mundo islámico han perdido contacto con la realidad. La mayoría de los musulmanes, los pacíficos, no gravitan para nada en el desarrollo de este conflicto.

Conclusión Para saber si el islam es una religión pacífica sólo basta considerar que el islam está involucrado en el  95 % de los conflictos armados en el mundo. Las tres mil víctimas del 11 de setiembre, los cuerpos destrozados en los atentados por los hombres bomba palestinos, los horrendos degollamientos de los rehenes en Irak,  los genocidios en Africa, los decapitados en las Filipinas, las iglesias quemadas y los cuerpos  baleados de cristianos en Pakistán, las masacres de cristianos en Indonesia, y el horripilante baño de sangre  de niños en la escuela de Beslán, son suficiente para conocer la verdadera naturaleza de la religión del islam.

Mito no. 4 El término ?jihad? se refiere a la guerra que existe en el interior del hombre para poder vencer los apetitos del cuerpo. Este es un mito forjado con la finalidad de suavizar o diluir la carga semántica de la palabra ?jihad?, cuyo significado es ?guerra santa?. Debido a la clara connotación violenta del término, la estrategia de los propagandistas musulmanes ha sido decirle al público que cuando el islam habla de practicar ?jihad?, se refiere a una lucha espiritual para combatir los deseos carnales. Ahora, cuando alguien busca entender lo que una religión enseña, es muy importante diferenciar entre las enseñanzas oficiales de la religión y las opiniones personales de alguien que dice ser un seguidor de esa religión. Ejemplo: La iglesia católica— ¿Qué enseña con respecto al aborto? La única forma de averiguar esto es examinar las obras generales de referencia y las publicaciones oficiales de la Iglesia. Una vez que hemos examinado los diccionarios, las enciclopedias, los libros de teología etc, es claro que el aborto es condenado por la Iglesia católica. Supongamos que mi vecino dice ser católico apostólico romano y a la vez le escuchamos decir: ?El catolicismo no critica el aborto, yo lo sé porque soy católico y yo apruebo el aborto?. Si no queremos decir que esta persona está mintiendo, por lo menos podemos decir que está expresando una opinión personal —– y eso es todo, una opinión. Pero eso no altera la enseñanza oficial de su religión. Nosotros no podemos decir, basados en lo que esta persona dice, que la iglesia católica aprueba el aborto.

Lo mismo sucede con ?Jihad? La única forma de conocer el significado de ?jihad? es ir a las obras de referencia, los tratados, las enciclopedias y las declaraciones oficiales de la religión. No nos interesa la opinión de nuestro vecino Abdula. Esa es sólo una opinión y como tal, no altera lo que la religión enseña. Lo mismo es cuando el Consejo para Relaciones Arabe-Americanas, u otro grupo islámico viene y nos dice que ?jihad? nos habla de la lucha interior del hombre por renunciar a los apetitos de la carne.  En este caso nos están mintiendo — pero tampoco esto cambia lo que enseña la religión. La realidad es que si buscamos en las decenas de diccionarios, enciclopedias, en los cientos de obras de autores islámicos y no islámicos, en las publicaciones oficiales de la religión, y las declaraciones de los clérigos prominentes, vamos a ver el significado real de la palabra ?Jihad?. Webster Third New International Dictionary, p. 1216: ?Una guerra santa hecha en favor del Islam como una tarea religiosa.? The New Encyclopedia Britannica, vol. 6: ?Yihad?, también deletreada ?yehad?, en árabe ?yiohad? (?lucha? o ?batalla?). Una tarea religiosa impuesta a los musulmanes para propagar el islam mediante la guerra ?? Ayatolah Khomeini: ?Jihad significa la conquista de territorio que no es musulmán, el dominio de la ley coránica de un extremo a otro de la tierra ? es la meta final ? de esta guerra de conquista.?

Las siguientes palabras fueron enunciadas por el sheik Abdullah bin Mahoma bin Hamid, el máximo líder de la Mezquita Sagrada de Meca, el lugar más sagrado en el mundo del Islam —- Meca es para los musulmanes lo que el Vaticano es para los católicos. Los pronunciamientos de Meca son equivalentes a los pronuciamientos del Papa: Alabado sea Allah quien ordenó ?Al Jihad? (pelear por la causa de Allah) 1)     Con el corazón (intenciones y sentimientos) 2)     Con la mano (armas) 3)     Con la lengua ( sermones ? oratorias) y ha recompensado al que así obra en los altos jardines en el paraíso El llamado a jihad en el Corán (Sahi Bukhari, vol. 1, p. 22)

Conclusión: La evidencia muestra que cualquier intento de cambiar el significado de ?yihad? no tiene incidencia lógica ni legal sobre lo que la religión del islam enseña oficialmente en cuanto a la ?yihad?. Es una falacia lógica querer darle a ?yihad? un sentido completamente opuesto a lo que la palabra realmente significa. La contradicción se hace patente cuando por un lado reclaman que ?yihad? significa luchar contra los apetitos de la carne, pero en la realidad los llamados a la yihad incitan precisamente a fomentar apetitos de la carne tales como matar, buscar revancha, usar violencia, conquistar e imponer  la religión a la fuerza. Cuando los clérigos islámicos llaman a ?yihad? no están exhortando a sus oyentes a matar los apetitos de la carne. Están llamándolos la ponerse en campaña para matarlos a usted y a mí, que no somos musulmanes.  En realidad es lo opuesto de lo que dicen. Es un llamado a despertar los apetitos de la carne a los efectos de que den rienda suelta al odio y la violencia asesina. Mito no. 5 El islam no busca imponerse por la fuerza. El Corán dice que ?no cabe coacción en religión.? (Una variante de ?El islam es una religión de paz?) Este es un argumento favorito de los musulmanes para demostrar que el islam es una religión de paz y de que Mahoma no obligaba a nadie a convertirse al islam. Está basado en que el Corán dice que en religión ?no cabe compulsión? y que no se debe forzar a los hombres a creer. Ejemplos: Sura 2: 256: ?No cabe coacción en religión?. Sura 2:272: ?No tienes tú por qué dirigirles sino que Alá dirige a quien El quiere.? Sura 10:99: ?Si tu Señor hubiera querido, todos los habitantes de la tierra, absolutamente todos, hubieran creído. Y ¿vas tú a forzar a los hombres a que sean creyentes?? Lo que el público en general no sabe es que las suras (capítulos) del Corán pertenecen a dos períodos. 1) Unas fueron creadas en Meca, del  612 a  622 d.C. 2) Otras en Medina, del 622 a 632. Las suras de Meca (mecanas) hablan de cosas muy poéticas, de paz, alabanzas, lindas historias. Durante su estadía en Meca, Mahoma y sus seguidores eran minoría. Forzado a refugiarse en Medina (antigua Yathrib), allí agrupó un ejército y endureció sus enseñanzas, y las suras medinesas abrogaron las mecanas. Por eso, cuando los musulmanes le salgan con esas cosas, pregunte: Perdón, ¿Cuáles suras está citando, las de Meca o las de Medina? De esa forma inmediatamente van a saber que usted sabe de lo que está hablando, y se darán cuenta que no es tan fácil engañarlo. El principio de abrogación El principio de abrogación, en donde unas suras sustituyen o abrogan a otras, está establecido según los eruditos islámicos, en Corán 2:106: ?Si abrogamos una aleya o provocamos su olvido, aportamos otra mejor o semejante. ¿No sabes que Dios es omnipotente?? Un ejemplo claro del principio de abrogación lo vemos en Corán 9:5, donde los mahometanos endurecieron su posición en contra de los judíos y cristianos, sobre todo contra los cristianos. A esta aleya se le llama la ?Aleya de la espada?: ?Cuando hayan transcurrido los meses sagrados, matad a los infieles dondequiera que les encontréis. ¡Capturadles! ¡Sitiadles! ¡Tendedles emboscadas por todas partes! Pero si se arrepienten, hacen la azalá y dan el azaque, entonces ¡dejadles en paz! Alá es indulgente, misericordioso?. Esta aleya de la sura 9, sura titulada ?El arrepentimiento?, anula para los musulmanes las 124 aleyas que exhortan a la tolerancia hacia otros monoteístas. El fundamento de esta abrogación o veto es llamado ?mansuj?, o la anulación de aleyas más antiguas por otras más nuevas. Es obvio que este mito de que el islam sostiene la libertad religión es otra falsedad de los apologistas del islam.<>

Mito no. 6 La palabra ?islam? deriva de ?salam? y significa ?paz?. La siguiente cita es tomada de un librillo propangandístico publicado por el ?Islamic Affairs Department ? de la Embajada de Arabia Saudí en Washington D.C., y llamado ?Understanding Islam and the Muslims? (Entendiendo el Islam y a los Musulmanes). El material me fue entregado cuando me detuve en una mezquita para pedir información sobre la religión del islam. Subrayo el hecho de que la publicación es virtualmente un documento oficial. Proviene del gobierno del país que es la cuna del islam. No está publicado por mi vecino, el dueño de la verdulería de la esquina, ni por el gerente de la gasolinería EXXON de mi vecindario. Leo de la publicación en cuestión: ?La palabra árabe ?Islam?, simplemente significa sumisión y deriva de una palabra que significa ?paz?.? Subyacente a la aseveración, es la idea de que ?islam? significa ?paz?. Muchos propagandistas del islam lo presentan en esos términos a los efectos de seducir a un público ignorante de la verdad. Pero, ¿es cierto que la palabra ?islam? deriva de la palabra ?salam? (paz)? La respuesta es que sí, con una pequeña variante. Lo cierto es que la dos palabras ?islam? y ?salam? tienen la misma raiz gramatical, ?salama?. Muchas palabras pueden derivar de la misma raíz, pero eso no quiere decir que significan lo mismo. He aquí un ejemplo en español:   a) misericordioso —–  ser misericordioso significa tener compasión, ser amable, tener clemencia, poseer una predisposición a perdonar, ser bondadoso, etc. b)  miserable —– ser un miserable o estar en condiciones miserables significa algo completamente diferente Las dos palabras tienen la misma raíz : ?miserere? (del latín). Sin embargo, tienen un significado totalmente diferente. Llevado al absurdo, sería como decirle a alguien, ?Usted es un miserable?, y cuando la persona se ofende le aclaramos que en realidad le estamos diciendo que es misericordioso. La única forma de que alguien se crea el cuento es que no hable español. Veamos un ejemplo similar en árabe: Cuando Mahoma enviaba misivas a las tribus de la península arábiga y a los regentes de territorios circunvecinos, invitándolos a rendirse a su autoridad, él terminaba sus mensajes con dos palabras derivadas del mismo infinitivo, ?salama?: ?Aslem, Taslam?. Las dos palabras significan : ?Ríndanse y se salvarán? (o estarán a salvo) — En otras palabras: ?O se someten, o mueren?. Ninguna de estas dos palabras significan paz, a pesar de que derivan de ?salam?. ¿No se oye la frase como algo opuesto a la paz? Más bien se oye como la paz de los sepulcros. Conclusión: ?islam? y ?salam? tienen la misma raiz, pero quieren decir cosas diferentes. La trampa de los propagandistas defensores del islam está en usar palabras con similitud de deletreado o pronunciación. Estos recursos se conocen con el nombre de falacias de fonética.

FUENTE: LIBRODEARENA.COM/BLOG/HAYEK

NOTA ADICIONAL: Es mi opinión y me afirmo en ella que no son los ideólogos “liberales” como  dice el artículo en el primer párrafo, sinó “IZQUIERDISTAS” Y “PROGRES” los que difunden el “buenismo” y los “¿¿logros???” del Islam.

EL TOP 10 DE LA CIENCIA ISRAELI DEL 2011

POR SI NO LO SABÍAS… AQUÍ LO TENÉS – ENTERATE!

Y LOS QUIEREN BORRAR DEL MAPA.

  ¡Qué año para la ciencia en Israel! Fue un año de notables avances endiabetes, investigación del cáncer, Alzheimer y tecnologías robóticas.

Fue un año en el que científicos israelíes desarrollaron un sinnúmero de maneras imaginativas para tratar de reducir nuestro impacto ecológico, dando pasos de gigante en innovaciones medioambientales, a partir de energía solar, desalinización y combustibles alternativos e ,incluso, el primer remolcador del mundo para aviones.

También fue el año en el que una computadora venció a concursantes humanos en un programa de juegos, y el científico israelí, Danny Shechtman, ganó el Premio Nobel de Química – el cuarto israelí en ganar el premio de química, y el 10° en ganar un Nobel.

Con lo mucho que sucedió durante 2011, es difícil hacer un seguimiento de todos los avances. Para refrescar vuestras memorias, hemos elaborado una lista de las 10 historias de ciencia más populares del año…

   1. Una vacuna que puede matar el cáncer

ImMucin de Vaxil BioTherapeutics, una vacuna terapéutica, en avanzados ensayos clínicos en el Centro Médico Universitario Hadassah de Jerusalén, puede adaptarse para tratar, no sólo el 90 por ciento de los cánceres, sino también las mega-enfermedades como la tuberculosis. ImMucin no es un preventivo; activa y refuerza el sistema inmunológico natural del cuerpo, para que busque y destruya células cancerosas ya existentes, tales como aquellas persistentes después de cirugía de cáncer. El tratamiento no causa ningún efecto secundario, y puede tomarse indefinidamente, como las vitaminas. El CEO Julian Levy le dijo a ISRAEL21c, que ImMucin podría estar listo y comerciable dentro de los seis años.

   2. Lo último en alta tecnología de seguridad – un ratónEl nuevo emprendimiento israelí Bioexplorers, tiene un método, no invasivo y fácil, para detectar contrabando en bolsos, equipajes y cargas: roedores entrenados. “Los ratones tienen un excelente sentido del olfato, y son relativamente fáciles de entrenar”, explica el CEO Eran Lumbroso. Cuando una persona pasa por un pasillo del sistema Bioexplorers, un ventilador sopla aire hacia un sensor receptor que lo envía a una cámara que contiene varios ratones entrenados. Si huelen drogas o bombas, se mueven hacia otra cámara y hacen funcionar una alarma. “Los ratones rara vez cometen un error, y todo el procedimiento es mucho menos invasivo o intimidante que los alternativos, como el uso de perros o máquinas de rayos X”, dice Lumbroso.

   3. Dispositivo avanzado ayuda, a pacientes de Alzheimer, a recuperar habilidades cognitivas

NeuroAD, un nuevo sistema de estimulación electromagnética, desarrollado por Neuronix, basado en Yokneam, parece cambiar el curso de la enfermedad degenerativa Alzheimer y permite a los pacientes recuperar desvanecidas habilidades cognitivas. Es el primer dispositivo médico del mundo en recibir la aprobación para el tratamiento de Alzheimer leve a moderado. Los ensayos clínicos, que continuarán en 2012 en Europa y Estados Unidos, muestran que un par de semanas de este tratamiento no invasivo, da resultados medibles de la mejoría cognitiva, superiores a las mejoras logradas con los medicamentos para Alzheimer.

   4. Un cambio innovador en la detección del cáncer de mama

En 2004, después de que el ingeniero electro-óptico israelí, Booz Arnon, perdió a Ruth, su madre, por cáncer de mama, puso su atención en la invención de una alternativa de detección más precisa que la mamografía, rentable y sin manos. RUTH, el dispositivo que innovó, al que le puso el nombre de su mamá, utiliza una nueva plataforma de marca registrada, basada en un análisis cuantitativo de computadora de las señales de 3D e infrarrojas, emitida por tejidos mamarios cancerosos y benignos. El breve procedimiento de selección no implica contacto físico o radiación, y podría estar disponible en los consultorios médicos – inicialmente como complemento de la mamografía – en 2012.

   5. ¿Una vacuna contra el Alzheimer en forma de aerosol nasal?

¿Podría prevenirse, no sólo tratarse, la enfermedad de Alzheimer? Esa es la idea detrás de una vacuna nasal, dos en uno, desarrollada en la Universidad de Tel Aviv, que podría proteger tanto contra el Alzheimer como contra accidentes cerebro vasculares. El medicamento, aplicado con vaporizador, parece reparar el daño vascular en el cerebro, rodeándolo con “tropas” del propio sistema inmune del cuerpo. Este avance es de extraordinario interés para los laboratorios farmacéuticos de Estados Unidos, dado que uno de cada ocho estadounidenses desarrollará Alzheimer en algún momento, y porque la enfermedad de Alzheimer, a menudo, está asociada con un mayor riesgo de un derrame cerebral potencialmente fatal, debido a la lesión vascular en el cerebro.

   6. Una ventana solar que genera energía

Pythagoras Solar dio a conocer la primera unidad de vidrio transparente fotovoltaico (UVTF), diseñado para ser integrado fácilmente en los edificios convencionales. El CEO Gonen Fink le dijo a ISRAEL21c: “Hay muchas compañías, hoy en día, que fabrican ventanas energéticamente eficientes, o generadores fotovoltaicos de energía, tales como tragaluces, pero ésto… es la primera vez que alguien ha combinado realmente las ventajas en un producto”. En junio, la ventana de Pythagoras Solar ganó el prestigioso Desafío Ecoimaginación de GE, que reconoce las innovaciones más prometedoras para captar, gestionar y utilizar la energía en los edificios.

   7. Próximamente: una vacuna contra el cáncer

El nuevo emprendimiento biomédico israelí, Vacciguard, está introduciendo una tecnología para desarrollar vacunas contra el cáncer y una amplia gama de enfermedades para las que, actualmente, no existen tratamientos eficaces, como la meningitis tipo B, tres tipos del virus del Nilo Occidental y el citomegalovirus (CMV), que infecta a entre el 50 por ciento y el 80% de los adultos en Estados Unidos, y a un 40% en todo el mundo. La CEO Dra. Eitan Anat señala que más de 15 millones de personas mueren cada año por enfermedades infecciosas – y no sólo en los países en desarrollo. Vacciguard se basa en la investigación del mundialmente famoso inmunólogo, Prof. Irun Cohen ,del Instituto Weizmann de Ciencias.

   8. Una retina biónica para discapacitados visualesInserta en el ojo con un procedimiento de 30 minutos, el implante Bio-Retina, de alrededor del tamaño de un grano de arroz, se convierte en una retina artificial que se une a las neuronas en el ojo. Se activa mediante anteojos especiales que transforman la luz entrante en impulsos eléctricos que estimulan las neuronas para que envíen imágenes al cerebro. Los resultados son casi inmediatos. Aunque el nuevo emprendimiento israelí, Nano Retina, no es el primero en el campo de desarrollo de tal tecnología, su implante ofrece una mejora en la visión, multiplicada por diez, en comparación con las dos soluciones que hay hoy en el mercado. Ahora está en el final de la etapa de I+D, que es una buena noticia para los miles de personas que se quedan ciegas cada año.

   9. Computación controlada mentalmente, para discapacitados

Con la esperanza de dar más dignidad y posibilidades de comunicación a las personas discapacitadas, un trío de estudiantes de la Universidad Ben-Gurion del Negev desarrolló MinDesktop, un programa de interfaz gráfica de usuario (IGU), que conecta las ondas cerebrales con una computadora a través de Emotiv, unos auriculares que pueden grabar y analizar las ondas cerebrales EEG. Aunque faltan años para su comercialización, este avance permitiría, a personas físicamente impedidas, usar sus pensamientos para enviar correos electrónicos, navegar por la Web, encender reproductores multimedia y comunicarse con sus computadoras y con el mundo exterior. También tiene el potencial para entornos ruidosos o situaciones en que dos manos no son suficientes.

   10. La energía solar que flota sobre el agua

La generación de energía solar sería más práctica si no fuera por dos enormes inconvenientes: El costo de los materiales de silicio que convierten la luz en electricidad, y las grandes extensiones de tierra necesarias para parques solares. Resolviendo ambos problemas con redes de energía solar que pueden flotar sobre el agua, Solaris Synergy logró el primer lugar en el Concurso Nacional Abierto de Tecnología Limpia IDEAS, de Israel, en noviembre de2010. Construida con plástico liviano y fibra de vidrio, una red de módulos conectados puede flotar en cualquier superficie de agua, dulce, salada o servida. Esta plataforma solar para agua se dobla como un depósito transpirable que reduce la evaporación y elimina las algas.

   [Israel21c – Porisrael.org traducido por José Blumenfeld]

Imran Firasat: “Quemaré el Corán en España”

Quemar la Guia del Yihad en España

Yo “Imran Firasat” Un Pakistaní Ex Musulmán y un ciudadano libre de España declaro orgullosamente que:

“Quemare el Corán en España”

Al leer esta noticia muchos van a ponerse curiosos y tendrán varias preguntas en sus mentes. Por ejemplo: ¿cuando, donde, porque, etc.? Pues tengan un poco de paciencia por favor. Les respondo todas las preguntas uno a uno.

¿Cuándo?:Muy pronto. Cualquier día, cualquier momento. No puedo decidir un día fijo por motivo de algunas gestiones legales que estoy realizando para llevar esta acción de acuerdo con la ley y para no pasarse el límite de libertad de expresión. En breve encontraran la información completa sobre esta acción en mi página web: www.mundosinislam.com

¿Dónde?: No puedo informarlo ahora por el motivo de mi seguridad personal, ya que ustedes pueden imaginar que los islamistas que viven en todo el mundo incluso en España estarán preparados con sus armas para matarme en tal lugar si lo declaro ahora mismo.

El año pasado cometí el error de informar a todo el mundo que quemare el Corán en la plaza del sol de Madrid, Y después recibí tantas amenazas de muerte por los islamistas en España y hasta que la policía nacional me aviso que ten cuidado que “muchos” te esperaran ahí para dañarte, Y por esa razone tuve que parar mi misión de quemar el Corán el año pasado. Pero esta vez no informo a nadie hasta el último momento. Pero no se preocupen que en breve les avisare a través de mi pagina web www.mundosinislam.com

¿Por qué?: Es la pregunta que estuve esperando más con tanta ganas de responder. Pues les presento 10 razones de que porque quemare el Corán en España:

(1)    El Corán no es un libro sagrado y religioso sino es un libro violento, llena de odio y discriminación.

(2)    El Corán es un libro horrible que provoca a una comunidad que se llama musulmanes a hacer yihad  y matar a gente inocente y destruir la paz del mundo.

(3)    El Corán es responsable de todo el terrorismo que hemos visto en los últimos años donde miles de personas han perdido sus vidas.

(4)    El Corán es un libro que da mal enseñanza y fuerza a sus creyentes para capturar todo el mundo y el poder completo por cualquier precio.

(5)    El Corán es un libro que permite e incita el odio y la violencia legalmente y por eso no es compatible al mundo moderno.

(6)    El Corán es el libro que hace discriminación entre humanos

(7)    El Corán es el libro que no permite libertad de expresión

(8)    El Corán es el libro que no permite libertad religiosa

(9)    El Corán es el libro que hace sufrir y torturar a las mujeres a través de sus leyes injustas y machistas.

(10) El Corán es el libro que vez de enseñar el lección de la unidad enseña desunir y por eso No permite a sus creyentes a hacer la amistad con los que no son musulmanes, ya que son infieles en los ojos del Corán.

Los razones mencionados aquí no son mis creaciones, ideas o opiniones personales, sino cada una palabra que he escrito sobre el Corán tiene tanta veracidad como la claridad de la agua. No quiero que algunos de ustedes piensen que quemar y criticar el Corán es resulto de mi enemistad personal contra el Corán, por eso quiero justificar les la suciedad del Corán para que les dará cuenta que mis críticas y acciones contra el Corán tienen razón y todo lo que hago es necesario para iniciar la revolución contra la injusticia del islamismo que viene del Corán.

El justificante principal de mis alegaciones contra el Islam es los versículos de órdenes de violencia y matanza que contiene el Corán. Son cientos de versículos del Corán de tal tipo y si me pongo a preparar la lista entera y completa de ello entonces me pondré cansado y ustedes  se pondrán aburridos ya que son tantos versículos que hablan repetidas veces de todo lo que no permite la humanidad ni el mundo moderno occidental, por eso les presento algunos pocos pero muy importantes versículos del Corán para darles el razón sobre mi acción contra el Corán.

Versículos que dan órdenes a los musulmanes a hacer Yihad obligatoriamente

Versículos que glorifican la importancia del Yihad

Versículo Al Baqrah 2:191- Matadles donde quiera que los encontréis y expulsadles de donde os hayan expulsado. La oposición (a vuestra creencia)/ aguantar persecución es peor que matar.

Versículo Al Baqrah 2:193 – Combatidles hasta que cese la oposición y la adoración debida sea solo por Alá.

Versículo Al Baqrah 2:216 –Estáis obligados a participar en la guerra, aunque os disguste. Puede que os disguste algo que os conviene y améis algo que no os conviene. Alá sabe, mientras que vosotros no sabéis.

Versículo Al Baqrah 2:218 – Quienes creyeron en Alá y dejaron sus hogares, combatiendo y participando en la guerra esforzadamente por Alá, pueden esperar la misericordia de Alá.

Versículo Al Baqrah 2:244 – ¡Combatid por Alá y sabed que Alá todo lo oye, todo lo sabe!

Versículo Al Imran 3:157 – Y si sois muertos o matados en el camino de Alá (Yihad), el perdón y misericordia de Alá son mejores que lo que ellos amasan.

Versículo Al Imran 3:158 – Si sois muertos o matados en el camino de Alá, seréis, congregados/reunidos/llevados enfrente Alá.

Versículo Al Imran 3:169 – Y no penséis que quienes han caído en el camino de Alá hayan muerto. ¡Al contrario! Están vivos y sustentados junto a su Alá.

Versículo Al Imran 3:195 – Su Señor escuchó su plegaria: “No dejaré que se pierda obra de ninguno de vosotros, lo mismo si es varón que si es mujer, que habéis salido los unos de los otros. Borrare las malas obras de quienes emigraron y fueron expulsados de sus hogares, de quienes padecieron por causa Mía, de quienes combatieron y fueron muertos, y les introduciré en jardines por cuyos bajos fluyen arroyos: recompensa de Alá”. Alá tiene la mejor recompensa.

Versículo An Nisa 4:71 – ¡Creyentes! Preparad sus armas, marchad en diferentes grupos o formando un solo cuerpo.

Versículo An Nisa 4:74 – ¡Quienes cambian la vida de aquí por la otra (salvación) combatan por Alá! A quien combatiendo por Alá, sea muerto o salga victorioso, le daremos una magnífica recompensa.

Versículo An Nisa 4:84 – ¡Combate, en el camino de Alá! Sólo de ti eres responsable. ¡Pero anima a los creyentes, animales a combatir y unirte! quizás Alá refrenará el [el ejército] poder de los infieles. Alá dispone de más violencia y es más terrible en castigar.

Versículo An Nisa 4:91 – Hallaréis a otros que desean vivir en paz con vosotros y con su propia gente, (pero que) cada vez que son tentados de nuevo a la discordia, caen precipitadamente en ella. Así pues, si no os dejan tranquilos y no os ofrecen la paz y no refrenan sus manos, cogedles y matadles allí donde deis con ellos: porque contra estos si os hemos dado plena autorización (para combatir y matar).

Versículo Al Maida 5:35 – Creyentes! ¡Temed a Alá y buscad el medio de acercaros a Él! ¡Combatid por Su causa! Quizás, así, prosperéis.

Versículo Al Anfal 8:39 – Combatid contra ellos hasta que no haya más persecución y se rinda todo el culto a Alá. Si cesan, Alá ve bien lo que hacen.

Versículo Al Anfal 8:60 – ¡Preparad contra ellos toda la fuerza, toda la caballería que podáis para amedrentar al enemigo de Alá y vuestro y a otros fuera de ellos, que no conocéis pero que Alá conoce! Cualquier cosa que gastéis por la causa de Alá os será devuelta, sin que seáis tratados injustamente.

Versículo Al Anfal 8:65 – ¡Profeta! ¡Anima a los creyentes al combate! Si hay entre vosotros veinte hombres tenaces, vencerán a doscientos. Y si cien, vencerán a mil infieles, pues éstos son gente que no comprende.

Versículo Al Anfal 8:74 – Los creyentes que emigraron y hicieron Yihad por Alá, y quienes les dieron refugio y auxilio, ésos son los creyentes de verdad. Tendrán perdón y generoso sustento.

Versículo Al Anfal 8:75 – Quienes, después, creyeron, emigraron y combatieron con vosotros en el Yihad, ésos son de los vuestros. Con todo, y según la Escritura de Alá, los unidos por lazos de consanguinidad están más cerca unos de otros. Alá es omnisciente.

Versículo At Tauba 9:5 – Una vez transcurridos los meses sagrados matad a aquellos que atribuyen divinidad a otros juntos con dios dondequiera que los encontréis, hacedles prisioneros, sitiadles y acechadles desde cualquier lugar que se os ocurra, pero si se arrepienten, establecen la oración y pagan el impuesto de purificación, dejadles en paz: pues ciertamente, dios es indulgente, dispensador de gracia.

Versículo At Tauba 9:14 – ¡Combatid contra ellos! Alá les castigará a manos vuestras y les llenará de vergüenza, mientras que a vosotros os auxiliará contra ellos, curando así los pechos de gente creyente.

Versículo At Tauba 9:20 – Quienes crean en Alá, emigren y hacen Yihad por Alá con su hacienda y sus personas tendrán una categoría más elevada junto a Alá. Ésos serán los que triunfen.

Versículo At Tauba 9:24 – Di: “Si preferís vuestros padres, vuestros hijos, vuestros hermanos, vuestras esposas, vuestra tribu, la hacienda que habéis adquirido, un negocio por cuyo resultado teméis y casas que os placen, a el camino de Yihad por Alá y Su Enviado, esperad a que venga Alá con Su orden…” Alá no dirige al pueblo perverso.

Versículo At Tauba 9:38 – ¡Creyentes! ¿Qué os pasa? ¿Por qué, cuando se os dice: “¡Id a la guerra (Yihad) por la causa de Alá!” permanecéis clavados en tierra? ¿Preferís la vida de acá a la otra? Y ¿qué es el breve disfrute de la vida de acá comparado con la otra, sino bien poco…?

Versículo At Tauba 9:39 – Si no vais a la guerra, os infligirá un doloroso castigo. Hará que otro pueblo os sustituya, sin que podáis causarle ningún daño. Alá es omnipotente.

Versículo At Tauba 9:41 – ¡Id a la guerra, tanto si os es fácil como si os es difícil! ¡Luchad por Alá con vuestra hacienda y vuestras personas! Es mejor para vosotros. Si supierais…

Versículo At Tauba 9:111 – Alá ha comprado a los creyentes sus vidas y su hacienda, ofreciéndoles, a cambio, la gloria. Combaten por Alá: mueren o les matan. Es una promesa de verdad, contenida en la Tora, en el Evangelio y en el Corán. Y ¿quién respeta mejor su alianza que Alá? ¡Regocijaos por el trato que habéis cerrado con Él! ¡Ése es el éxito grandioso!

Versículo Al Haj 22:58 – A quienes, habiendo emigrado por Alá (en el camino de Yihad), sean muertos o asesinados, Alá les proveerá de bello sustento. Alá es el Mejor de los proveedores.

Versículo Al Haj 22:78 – ¡Haced Yihad por Alá como Él se merece! Él os eligió y no os ha impuesto ninguna carga en la religión ¡La religión de vuestro padre Abraham! Él os llamó ‘musulmanes’ anteriormente y aquí, para que el Enviado sea testigo de vosotros y que vosotros seáis testigos de los hombres. ¡Haced la azalá y, dad el azaque! ¡Y aferraos a Alá! ¡Él es vuestro Protector! ¡Es un protector excelente, un auxiliar excelente!

Versículo Al Ankabut 29:6 – Quien combate por Alá combate, en realidad, en provecho propio. Alá, ciertamente, puede prescindir de las criaturas.

Versículo As Saf 61:4 – Alá ama a los que luchan en fila por Su causa, como si fueran un sólido edificio.

Versículo As Saf 61:11 – ¡Creed en Alá y en Su Enviado y combatid por Alá con vuestra hacienda y vuestras personas! Es mejor para vosotros. Si supierais…

Versículo At Tahrim 66:9 – ¡Profeta! ¡Combate contra los infieles y los hipócritas! ¡Muéstrate duro con ellos! Tendrán sus fin en el infierno ¡Qué mal fin…!

Versículos que Justifican la matanza en el nombre del Yihad

Versículo An Anfal 8:17 –“No erais vosotros quienes les mataban, era Alá Quien les mataba. Cuando tirabas, no eras tú quien tiraba, era Alá Quien tiraba, para hacer experimentar a los creyentes un favor venido de Él. Alá todo lo oye, todo lo sabe”

Esta es una absolución por adelantado para quien mata “en nombre de Alá”. Los musulmanes nunca tienen sentimientos de culpa tras las matanzas de infieles. Porque el Corán les da un buen sentimiento que no hacen nada mal al matando a los infieles. Este versículo les convence que aunque los infieles serán matados por sus manos pero actualmente es Alá que está matando. Significa es que los musulmanes no tendrán ningún culpa al matar a un infiel porque es el deseo de Alá y Alá solamente está utilizando sus manos para matar a los infieles. Aquí se utiliza una frase “cuando tirabas, no eras tú quien tiraba, era Alá”. La palabra tirar se refiere a tirar las armas hacia los infieles. Por ejemplo tirar la espada, la bomba o misiles. Así que totalmente se justifica que la matanza de infieles es el gran deseo de Alá y los musulmanes lo hacen porque Alá lo hace a través de sus manos.

Versículo que no permiten a hacer amistad con los infieles

Los infieles son enemigos declarados

Versículo An Nisa 4:89 – Querrían que negarais la verdad como ellos la han negado, para que fuerais iguales. Por tanto no hagáis amistad con ellos ni les toméis por aliados vuestros, hasta que no abandonen sus hogares para marchar en el camino de Alá (Yihad) con vosotros. Y si se cambian su pensamiento, atrapadlos y matadlos allí donde quiera que los encontréis y No aceptéis su amistad ni auxilio.

Versículo An Nisa 4:101 – Cuando estéis de viaje, no hay inconveniente en que abreviéis la azalá, si teméis un ataque de los infieles. Los infieles son para vosotros enemigo declarado.

Versículo An Nisa 4:144 –  ¡Creyentes! No toméis a los infieles como amigos, en lugar de tomar a los creyentes. ¿Queréis dar a Alá un argumento manifiesto en contra vuestra?

Versículos que incitan el odio hacia los infieles

Versículo At Tauba 9:73 – ¡Profeta! ¡Combate contra los infieles y los hipócritas, sea duro con ellos! Su refugio será el infierno. ¡Qué mal fin…!

El Corán habla con el profeta Mahoma para que todos los musulmanes también lo oigan y sigan. Dice el Corán que hay que ser duro con los infieles y los hipócritas, y indudablemente hay que iniciar la guerra santa (Yihad) contra ellos. Según el Corán los que no creen en el Islam, no importa qué buenas personas son, entraran en el infierno que es un lugar malísimo. Es porque según el Corán los que no son creyentes del Islam no son humanos de primera clase como los musulmanes y no deben estar en este mundo que ha sido creado solamente para los musulmanes

Versículo At Tauba 9:123 – ¡Creyentes! ¡Combatid contra los infieles que tengáis cerca! ¡Qué os encuentren duros! ¡Sabed que Alá está con los que Le temen!

Versículo Al Furqan 25:52 – No obedezcas a los infieles y a través del Corán haced Yihad esforzadamente contra ellos, el gran yihad, con toda la fuerza.

Versículo que Incita el odio particularmente contra los judíos

Versículo Al Maida 5:82 – “Verás que los más enemigos a los creyentes son los judíos y los asociadores, y que los más amigos de los creyentes son los que dicen: “Somos cristianos”. Es que hay entre ellos sacerdotes y monjes y no son altivos”

Aquí el Corán enseña a los musulmanes en claras palabras que los judíos son los más enemigos de los musulmanes. El Corán incita el odio y violencia contra los judíos. El resulto de este tipo de versículo nos podemos ver de lo que está pasando contra los Judíos de Israel. Los Israelíes sufren tanto por el terrorismo Islámico por parte de palestina y muchos países musulmanes. Mayoría de los países musulmanes no quieren tener ni relación diplomática con Israel, es porque el Corán les advierte que los judíos son más enemigos de los musulmanes. Es otra muestra que El Corán no promociona el amor y humanidad, sino incita la violencia y odio en varias maneras.

Versículo que incita el odio contra los cristianos

Versículo At Tauba 9:29 – ¡Combatid (Hacer Yihad) contra quienes, habiendo recibido la Escritura, no creen en Alá ni en el último Día, ni prohíben lo que Alá y Su Enviado han prohibido, ni practican la religión verdadera, hasta que, sean humillados (pobres y sin poder), paguen el tributo directamente!

Como dicen los musulmanes en forma de defender a sus religión que el Islam les enseña a respetar todos los religiones y cree en la libertad religiosa de cada uno ¿pero donde lo dice?

El presente versículo es otra muestra que el Islam no puede aguantar existencia de gente que siguen alguna otra religión. En este versículo del Corán dice que los musulmanes deben hacer yihad contra los que no aceptan Alá como el único dios, Mahoma como el ultimo profeta y Islam como el único y verdadero religión del mundo, hasta que ellos sean humillados y pobres sin ningún tipo de poder y que sean sometidos a los musulmanes como esclavos y paguen un impuesto a los musulmanes (el precio para ser vivo).

Y otra cosa mas muy importante en este versículo para tener en cuenta es que es un mensaje especialmente contra el mundo cristiano, porque se menciona que “los musulmanes deben combatir contra los que han recibido la escritura pero aun no creen en Alá” aquí se refiere a los cristianos porque son ellos que tienen la misma escritura recibido por dios (No por Alá).

El responsable de la persecución y sufrimiento que afrontan los cristianos en países islámicos es este versículo que manda a los musulmanes para torturar los cristianos, hacer sufrirles, hacer humillarles, quemar y destruir sus lugares de oración y forzarles para convertir al islam.

Versículos que no permiten la libertad religiosa

Versículo Al Anfal 8:12 – Cuando vuestro Señor inspiró a los ángeles: “Yo estoy con vosotros. ¡Confirmad, pues, a los que creen! Infundiré el terror en los corazones de quienes no crean. ¡Cortadles del cuello, pegadles en todos los dedos!”

Versículo Muhammad 47:4 – “Y cuando tengáis un encuentro con los que se niegan a creer, golpeadlos en sus cuellos; y una vez los hayáis dejado fuera de combate, apretad las ligaduras y luego, liberadlos con benevolencia o pedid un rescate. Así hasta que la guerra deponga sus cargas. Así es, y si Alá quisiera se defendería de ellos, pero lo hace para poneros a prueba unos con otros. Y los que combaten en el camino de Alá, Él no dejará que sus obras se pierdan.”

Versículo que hace discriminación entre los humanos

Versículo Al Hujurat 49:15 – “Son Mo´min únicamente los que creen en Alá y en Su Enviado, sin abrigar ninguna duda, y hacen Yihad por Alá con su hacienda y sus personas. ¡Ésos son los veraces!”

Este versículo no es un versículo normal como otros versículos que hablan de combatir contra los infieles por Alá, sino aquí hace discriminadamente diferencia entre los tipos de humanos. Se dice la frase que “Son Mo´min únicamente los que creen en Alá y en Su Enviado”.

La palabra Mo´min viene de idioma Árabe que significa es, el humano verdadero y adorable por Alá por ser creyente, por no dudar acerca de Alá y Mahoma y por hacer el Yihad por Alá. Eso significa que los que no creen en Alá y Mahoma no son humanos, su vida no tiene ningún valor y han nacido por morir por las manos de los musulmanes durante el Yihad. Es la gran mentalidad y discriminación de la gran religión de la paz y justicia (Entre Comillas).

Versículo del enseñanza de la venganza

Versículo At Tauba 9:36 – El número de meses, para Alá, es de doce. Fueron inscritos en la Escritura de Alá el día que creó los cielos y la tierra. De ellos, cuatro son sagrados: ésa es la religión verdadera. ¡No seáis injustos con vosotros mismos no respetándolos! ¡Y combatid todos contra los asociadores como ellos también combaten todos contra vosotros! Y sabed que Alá está con los que Le temen.

El Islam enseña vengarse a los musulmanes a través del Corán. No encontramos en ningún sitio del Corán donde se dice que perdonadles los que os hacen sufrir. Lo único que habla es de combatir, Yihad, matar y vengarse. Este versículo no tiene ninguna novedad y dice el mismo que los musulmanes deben combatir contra los que combatan a los musulmanes. No hace falta solucionar las cosas con amor, negociaciones o debates. Lo que hay que hacer es combatir (Hacer Yihad) y matar directamente.

Imagínese que si los musulmanes tendrán un poco más de poder económicamente y políticamente en este mundo, entonces que podría pasar? Al siguiendo estos gran versículos del Corán los musulmanes iniciaran una guerra ofensiva al nivel más alto que ahora contra todos los no creyentes y este mundo convertirá en un campo de batalla. Pues no les dejaremos ser muy fuerte que vengan a matarnos ya que somos infieles.

Versículos Contra la libertad de expresión

Versículo Al Maida 5:33 – El pago para los que hacen la guerra a Alá y a Su mensajero y se dediquen a corromper en la tierra: serán asesinados brutalmente, o colgados a la muerte, o amputados de manos y pies opuestos, o expulsado del país. Sufrirán humillación en esta vida y terrible castigo en la otra.

Versículos que hacen sufrir y torturar a las mujeres

Versículo An Nisa 4:34 – “Los hombres tienen autoridad sobre las mujeres en virtud de la preferencia que Alá ha dado a unos más que a otros y de los bienes que gastan. Las mujeres virtuosas son devotas y cuidan, en ausencia de sus maridos, de lo que Alá manda que cuiden. ¡Amonestad a aquellas de quienes temáis que se rebelen, dejadlas solas en el lecho, pegadles! Si os obedecen, no os metáis más con ellas. Alá es excelso, grande.”

Según este versículo las mujeres son inferiores a los hombres, y deben ser gobernadas por éstos: “Los hombres tienen autoridad sobre las mujeres porque Alá los ha hecho superiores a ellas”. Este versículo también habla en las palabras muy claras que el hombre está permitido a pegar a la mujer y hacerla sufrir y castigar al dejando la sola en la cama. Ahí se ve el valor de las mujeres en el sistema del Islam. Eso resulta que en los países islámicos millones de mujeres están torturadas y sometidas al machismo. Y los musulmanes quieren seguir estas mismas normas hacia las mujeres en la tierra de España también por lo que les enseña el Corán.

Versículo Al Baqrah 2:223 – “Vuestras mujeres son campo labrado para vosotros. ¡Venid, pues, a vuestro campo como queráis, haciendo preceder algo para vosotros mismos! ¡Temed a Alá y sabed que Le encontraréis! ¡Y anuncia la buena nueva a los creyentes!”

El Corán compara a la mujer con un campo (tierra cultivable) a ser usado por el hombre según su voluntad: “Vuestras mujeres son vuestro campo de cultivo; id, pues, a vuestro campo de cultivo como queráis” según el Corán la mujer no es nada más que una muñeca que se puede utilizada por un hombre por el motivo del sexo.

En ningún lugar del Corán se dice que los hombres y las mujeres tienen los mismos derechos. En ningún lugar se dice que sin ninguna duda hay que respetar a las mujeres. El Corán estaba escrito por un hombre machista por eso contiene todo en el favor de los hombres. Es el otro razón que el Corán no es compatible a nuestro mundo moderno y especialmente a España que es un país libe y democrático donde nadie tiene derecho a pegar a alguien. Nadie es superior a otro y nadie y la constitución de nuestro país apoya la igualdad de los hombres y mujeres porque todos somos humanos.

Gracias a él “Corán” Todos los terroristas son musulmanes

Ahora estoy esperando que alguien me diga que “no todos los musulmanes son violentos” y habrá alguien quien me dirá que yo tengo un vecino que es un musulmán y es una persona fenomenal. Vale, Perfecto, De acuerdo. Lo entiendo que no todos los musulmanes son terroristas, ni violentos y ni asesinos, pero han notado ustedes una cosa que no todos los musulmanes son terroristas pero todos los terroristas son musulmanes.  Diga me por lo menos un atentado terrorista del nivel internacional en los últimos 10 años que fue cometido por los cristianos o judíos. No hay ninguno. Tanto que van a pensar o buscar en Google, pero no van a encontrar. No importa que sea:

9/11 Nueva York

07/07 Londres

11/03 Madrid

26/11 Mumbai

Israel: Diariamente. No hace falta ni indicar una fecha

Afganistán: Explotaciones Bombas Suicidios incontables

Iraq: Matanza por los musulmanes en el nombre del santa yihad

Todos estos momentos oscuros de la historia han sido llevados por los musulmanes que querían ser mártir para dar la sonrisa a Alá. Ya que saben que matar no es malo por lograr el objetivo del éxito en el yihad. Gracias a la educación coránica que les convierte desde un humano a un yihadista.

Los islamistas inteligentes que tienen capacidad de manipular al mundo siempre dicen  que hay dos tipos de musulmanes. El primer tipo es musulmanes radicales y el segundo tipo es musulmanes moderados. Pues dejen me aclarar una cosa por favor:

No existen musulmanes moderados

Todos los que creen en el Corán tienen la misma ideología

No hay dos tipos de musulmanes ni existen musulmanes moderados en este mundo. Un musulmán estrictamente siempre es un musulmán que sigue la educación del Corán. Y es la pura verdad indiscutiblemente. Para justificarlo déjenme presentarles 2 versículos:

Versículo An Nisa 4:56 – A quienes no crean en Nuestros versículos les arrojaremos a un Fuego. Siempre que se les consuma la piel, se la repondremos, para que conozcan el castigo. Alá es poderoso, indudable.

Versículo An Nisa 4:57 – A quienes crean en Alá y obren bien, les introduciremos en jardines por cuyos bajos fluyen arroyos, en los que estarán eternamente, para siempre. Allí tendrán esposas purificadas y haremos que les dé una sombra espesa.

Si los islamistas dicen que ellos son musulmanes moderados y que no creen en la violencia, mienten. En el  versículo mencionado antes 4:56 dice claramente y estrictamente que los que no creen o no siguen los versículos del Corán serán castigados por arrojados en el fuego. Y un musulmán nunca quiere ser castigado brutalmente por Alá. Pues entonces eso significa que todos los musulmanes creen y respetan en cada uno de los versículos del Corán a pesar de que en el publico pretendan a ser musulmanes moderados. Y si respetan y creen en todos los versículos del Corán entonces eso significa que también creen en los versículos que llevan miles de mensajes del yihad, odio hacia los infieles, discriminación contra las mujeres etc.

Un musulmán nunca tiene opción para elegir de cual son versículo que quiere seguir y cual son que no le gusta y no las quiere seguir. Por eso el Corán dice en las palabras muy claras que los que no respetan o no creen en cada uno de los versículos serán castigados y serán considerados infieles. Ahora si las enseñanzas del Corán llaman para la violencia contra no-musulmanes, entonces Los Musulmanes “verdaderos” no tienen ningún otro opción excepto llegar a ser radical, violentos y terroristas.

Así que un lado si los musulmanes dicen que son verdaderos musulmanes y creen en el Corán y otro lado dicen que son musulmanes moderados y no creen en la violencia ¿Cómo es posible?

Entiendo que en el día de hoy no todos los musulmanes están practicando la violencia y terrorismo, ¿pero Qué garantía hay que un musulmán quien hoy no practica la violencia, tampoco no va a practicar nunca? Puede ser que hoy no está muy preocupado por su salvación por ser joven, estar ocupado en su vida diaria y no estar en un contacto muy cercano con los islamistas radicales ¿pero mañana de repente si cambia su vida?

Le da cuenta que necesita trabajar para su salvación y empezara a seguir lo que dice el Corán.  ¿Si de repente tendrá su amistad muy fuerte Con los islamistas quienes cambian su pensamiento, entonces qué? Hoy no es terrorista pero mañana si, será. Todos los musulmanes que creen sinceramente en el Corán pero no practican violencia deben ser llamados a musulmanes “transitorios” que esperan las circunstancias apropiadas para llegar a ser violentos y terroristas contra los no creyentes.

Es porque el libro que se llama el Corán existe ahí. Lo leen hoy o mañana, no importa pero algún día sí que lo leerán, y tal algún día nacerá otro radical y otro terrorista. Lo que quiero decir es que hasta que existe el libro Corán en este mundo, existirá el peligro a la humanidad. La industria del terrorismo y radicalismo Islámico nunca parara de producir los nuevos soldados hasta que no se ha logrado el objetivo del yihad.

En nuestro mundo nadie tiene seguro su vida y no podemos asegurarnos el futuro de nuestros hijos, es porque vivimos en una sociedad donde los creyentes del Corán poco a poco están penetrando nuestra cultura, sociedad, tradición y las leyes.

En conclusión quiero decir que no se puede distinguir políticamente al Islam, por “Islam Violento” y “Islam Moderado”. Islam es solamente Islam con pura realidad de violencia y odio que sale del Corán.

    • Para encontrar una lista completa de todos los versículos Coránicos del sangre y sus explicación en detalles pueden visitar a el siguiente enlace:

http://mundosinislam.com/versiculos-violentos-del-coran/

El acción del quemar el Corán

¿Provocar a los musulmanes o libertad de expresión?

Mi acción de quemar el Corán no es por el propósito de provocar a los musulmanes o dañar sus sentimientos sino es por expresar mi opinión, enfado e indignación contra un sistema injusto y violento a través de mi derecho de libertad de expresión según la constitución española. Si los musulmanes lo interpretan en otro sentido pues es su error.

Si según el Islam expresar la opinión es provocación, pues vale, estoy provocando. Si según el Islam criticar algo que no estamos de acuerdo es dañar sentimiento de alguien, pues sí, estoy dañando sentimientos, y si luchar contra una ideología peligrosa por la humanidad es un delito, entonces sí, me cometo este delito. Y lo cometo con mucho orgullo.

La posible violencia musulmana por el acción de la quema del Corán

¿Mi acción de quemar el Corán en España se provocara a los musulmanes en todo el mundo? ¿La quema del Corán en España dañara a los sentimientos religiosos de los musulmanes y ellos podrán iniciar la violencia contra la gente occidentales en países islámicos como paso en Afganistán cuando los musulmanes enfadados mataron a los oficiales de ONU?

Vamos a aclarar esta duda ahora mismo. Como un ex musulmán de origen pakistaní puedo afirmar, sin temor a equivocarme, que los islamistas no tienen capacidad para soportar la verdad “Gracias a el Corán”. ¿Pero quién tiene la culpa si los musulmanes no creen en libertad de expresión?

Por la quema del Corán, por la publicación de las caricaturas de Mahoma, por cualquier crítica hacia el Islam, los musulmanes en todo el mundo inician la violencia, manifestaciones, abusan verbalmente y en escrito a todos los países occidentales y a sus ciudadanos, matan a gente inocente para vengarse a el mundo occidental. El Corán se ha convertido a los musulmanes en gente de la calidad tan baja que les gusta a salir en las calles, pelear, iniciar la violencia, explotar las bombas, gritando Alla Hu Akbar como animales sin educación. Algo que para nosotros es expresar la opinión, para los musulmanes es un acto de insultar. Los musulmanes interpretan las cosas como les da ganas.

Si los musulmanes se sienten provocados por cada pequeña cosa pues es la culpa suya y de la educación que han recibido a través del Corán que no les enseña a creer en libertad de expresión. Los musulmanes están acostumbrados de la vía de sentido único donde ellos pueden hacer todo lo que quieran pero nadie les puede responder ni enseñar sus actos malos en espejo y ni siquiera criticarles. No es justo que los musulmanes puedan injuriar a otras creencias religiosas y luego se enojen cuando alguien dice algo acerca de la realidad de su religión.

Cuando, en Afganistán, los musulmanes denigraron y destruyeron una estatua de Buda, nadie en ningún país budista quemó una embajada afgana. Cuando los musulmanes quemaron templos hindúes en Pakistán, nadie en la India intentó destruir las vidas musulmanas. Cuando los musulmanes incendiaron iglesias en Indonesia, ningún país de origen cristiano atacó un solo musulmán como el acto de la venganza. Y cuando los musulmanes quitaron las vidas de gente inocentes en el ataque terroristas del 11M España, Los Españoles no iniciaron una yihad cristiana contra los musulmanes que viven en España ¿Y esto, por qué? Pues porque los budistas, los hindúes y los cristianos no basan su fe en el odio al que no piensa como ellos.

En Egipto, en Pakistán, en Afganistán en irán y en todo el mundo islámico diariamente se condena y tortura astutamente a los cristianos en el nombre del Islam, pero nadie les puede decir ni una palabra es porque son reyes y no les gusta ser criticados. Pero ahora cuando yo intento a desnudar su fe entonces se sentirán provocados. ¡Qué broma es!

Dicen los musulmanes que todo el mundo tiene que respetar al Islam ¿Como los musulmanes pueden esperar que respetemos una religión que legalmente está dando el orden de la violencia? ¿Cómo podemos respetar a una religión que es responsable de tanto dolor, tanto miedo, tantas lagrimas y demasiadas muertes en este mundo?

¿A los musulmanes que les parece que cuando ellos quieran pueden quemar las iglesias, quemar la biblia, matar a la gente inocente en el nombre del yihad, patear y quemar las banderas nacionales de Europa y demás mundo occidental y nosotros no vamos a sentir nada ni responder algo? ¿Porque? ¿A nosotros no nos duele? ¿No tenemos corazón? ¿No somos humanos? ¿Son solo ellos que sienten dañados, provocados e indignados? Son egoístas que piensan de ellos mismos y de nadie demás.

Si los musulmanes expresan su opinión y indignación al matando a gente entonces es una noticia del nivel internacional pero en contrario si nosotros hacemos una crítica o expresamos nuestra opinión entonces se lo toman como una provocación. ¿Es bueno no alzar la voz por miedo de la violencia? ¿Estar callado y mirar la película? Aunque si yo no quemo el Corán, los musulmanes todavía seguirán matando. Mi acción de quemar el Corán no tiene que ver nada con la reacción que habrá. Es porque ellos hacen la violencia periódicamente sin ninguna excepción.

Ahora, si por mi acción de quemar el Corán en España, si los musulmanes del mundo sienten provocados, indignados y inician la violencia. Pues no será mi culpa, es porque iniciar la violencia y protestar es el parte de la educación islámica que viene del Corán. Yo no seré responsable por lo que harán los musulmanes por la venganza. Es porque yo estoy a mi derecho de expresar mi enfado e indignación a través de una acción que me permite mi derecho de la libertad de expresión por constitución española.

Prometo que no quemare el Corán si los musulmanes paran de matar a gente inocente, paran a explotar bombas, paran a discriminar a las mujeres, paran a odiar a los cristianos y judíos, paran de seguir el concepto sucio del yihad. Pero, sé que no lo van a parar porque hacerlo todo eso es su obligación y deber según el Corán y ellos no van a poder dejarlo. Pues entonces que importa que si yo quemo el Corán o no, los musulmanes nunca van a dejar su mala educación coránica.

Así que por el conclusión declaro otra vez que “Quemare el Corán en España” orgullosamente.

¿Quemar el Corán para ganar la publicidad?

Yo personalmente no necesito ninguna publicidad. He salido varias veces en la prensa nacional e internacional expresando mis opiniones sobre el islam, entonces si alguien piensa que lo hago por ser famoso y para ganar la publicidad entonces tal persona equivocara totalmente. El objetivo de realizar esta acción no es ganar la publicidad sino es alzar la voz contra una injusticia que está llevando años y años en este mundo molestándonos y nadie se atreve a tomar acciones contra ello por tener miedo. Intento a despertar al mundo occidental a través de mi acción contra el Corán.

¿Es quemar el Corán un delito ?

No. Quemar un libro que da mensaje de violencia y matanza no es un delito sino es un gran trabajo en favor de la humanidad. Por ser ciudadanos responsables del mundo occidental  siempre tenemos que avisar y advertir a nuestra sociedad de cualquier tipo de peligro. Y es lo que estoy haciendo yo.

Pero Si hablar la verdad es un delito, Si expresar el opinión es un delito, Si luchar contra un peligro a la humanidad es un delito, Si revelar el secreto sobre una amenaza a la paz mundial es un delito, Si despertar y advertir a el mundo sobre la seguridad de su futuro es un delito, Si salvar a gente inocentes por ser víctimas del terrorismo y radicalismo es un delito,

Entonces sí, Cometo un delito. Y me siento muy orgulloso por cometer este delito que es por el mejor de la humanidad. Pero siempre me confió en la ley española y constitución de este gran país que me permite a expresar mis opiniones. Y confió en la bandera española que me ha dado oportunidad de respirar con la libertad que nunca tuve en un país islámico.

La verdad es que al quemar este libro violento el delito no estoy cometiendo yo sino es el libro sagrado del Islam que comete delito diariamente provocando a los musulmanes para ser radicales y violentos.

El código penal español considera un delito incitar el odio y violencia, no importa que sea a través de un discurso, escrito, directo, indirecto o en cualquier sentido. Pues según mi opinión personal, a mí me parece que en el caso del Corán las autoridades españoles están tomando doble estrategia. Un lado aplican las leyes anti violencia en España y otro lado están permitiendo a un libro existir en España que en todos los sentidos está incitando violencia y odio en la sociedad. No sé porque.

Quemar un libro que respetan millones de creyentes!!!

Algunos lectores seguramente me criticaran al diciendo qué,  “Pero bueno, como puedes quemar un libro que siguen millones de gente”. Vale, muy bien, respeto su preocupación. Pero en cambio yo también tengo una pregunta. Si yo no estoy permitido a expresar mis opiniones y tomar acción contra el Corán solo porque millones de personas lo siguen entonces respóndanme por favor el siguiente:

¿Porque el mundo occidental tuvo que matar a Osama? A él también le seguían millones de musulmanes.

¿Porque eliminaron a Saddam Hussain? A él también le amaban millones de musulmanes del mundo árabe.

¿Porque borraron el nombre de  Gadafi? A él también le adoraban millones de libios.

Si el requisito de respetar una fe, ideología o sistema es depende de la cantidad de creyentes entonces no hubieran matado a Talibanes, Osama, Gadafi, ni a Saddam. La respuesta les doy yo. Todo eso fue porque era necesario por el mejor del mundo. Hay cosas que hay que hacerlas sin pensar en su influencia mundial y reacciones que habrán después. La cantidad de creyentes no tiene que ver nada con la verdad y tomar acciones contra la injusticia.

Así mismo en este momento es necesario eliminar completamente la ideología violenta del islam que nos molesta y esta ideología violenta viene del Corán. No podemos dejar existir este libro solo porque lo siguen millones de personas. Estos millones de personas son ciegos que no quieren ver la verdad. Por la culpa de estos millones de ciegos nosotros no podemos dejar nuestro mundo entrar en un lugar tan oscuro donde no encontraremos ninguna salida ¿Por el deseo de millones de personas seguimos dejando muertos a gente inocentes? ¿Por el motivo  de respetar los sentimientos de estos millones de creyentes seguimos teniendo tanto radicalismo en nuestro mundo?

No importa qué cantidad de creyentes tiene este libro. Lo que importa es y lo que la verdad es que este libro es peligroso por la humanidad.

Mi simpatía con los musulmanes

El acción de quemar el Corán no es contra de los musulmanes, no es para dañar sus sentimientos o para provocarles y ni es para molestarles, sino es para expresar mi enfado contra un libro que no es compatible en ninguna manera a nuestro mundo moderno y que está trayendo tanto radicalismo, terrorismo y machismo que no podemos dejarlo seguir existir. Mi enemistad nunca ha sido contra los musulmanes sino yo siempre he estado en contra de la sistema del Islam que los musulmanes están siguiendo. En mi opinión los musulmanes son como un niño inocente que no sabe lo que es la realidad y sigue todo lo que le mandan sus padres. Así mismo los musulmanes siguen como los creyentes ciegos lo que les obliga su país, mezquita, sociedad y cultura. Mi objetivo principal es darles de conocer los errores que están cometiendo al seguir un libro tan violento que en ninguna manera puede ser un libro sagrado.

Mas Objetivos para Quemar el Corán

(1)    Expresar mi opinión, enfado e indignación contra el libro violento del Islam que según mi opinión es una gran amenaza a nuestra sociedad libre.

(2)    Dar un mensaje a los islamistas que España no es su propiedad y que en España no permitiremos la educación que sea peligroso por nuestra cultura, libertad Y sociedad.

(3)    Despertar a los que piensan que la imagen del islam está poniendo mal por culpa de 4 tíos y actualmente el islam, su sistema y su ideología no tiene ninguna culpa. Quiero dar les de conocer que no son 4 tíos que matan a inocentes sino es un sistema entero, es un mundo entero del yihad que sale del Corán.

(4)    Dar ánimo para luchar contra la injusticia Islámica a los ciudadanos occidentales que entienden perfectamente sobre la realidad sucia del islam pero no se atreven a alzar la voz. Quiero dar les ganas de levantar Para que sin miedo hablen la verdad.

(5)    Dar un mensaje a los musulmanes que el mundo occidental nunca fue en contra de ellos y ni será en contra de ellos pero el mundo occidental ya no aguantara más al sistema violento y radical del Islam que viene del Corán. Es el momento cuando los musulmanes tendrán que dar se cuenta de todo lo que hay malo en el islam y cambiar lo o dejar lo. El mundo occidental cree en libertad religiosa, y no nos importa si los musulmanes quieren seguir islam, pero sí que nos importa si quieren seguir recitar los versículos de la espada, si que nos importa muchísimo si todavía quieren seguir los órdenes coránicos del odio y discriminación. No dejaremos existir un libro tan violento en nuestro mundo moderno, especialmente en la gran tierra de España. Hagan lo que quieren en sus tierras Islámicos, pero aquí no.

(6)    Al quemar el Corán quiero responder a los islamistas por todo lo que han hecho ellos personalmente a mí, a mi familia y también por todos los que están sufriéndose por las injusticias del islam. No hablo solamente de en España, sino en todo el mundo, especialmente en los países islámicos donde millones de personas han sido victimas de la crueldad del islam. Los que quieren dejar islam por no estar satisfecho están castigados. Las mujeres que quieren vivir con libertad sin velos y burqas están castigadas, los que critican el islam o Mahoma están castigados, los cristianos que quieren amar tranquilamente a Jesús Cristo sin molestar a nadie están torturados y sometidos por la culpa de seguir su fe. Quemo el Corán para dar un respiro fresco a todos los que han perdido sus vidas por los manos crueles del Islam.

Un mensaje al estimado presidente del gobierno de España

Quemo el Corán para despertar a el gobierno de España que miren lo que está pasando de tras de las puertas medias cerradas de las mezquitas. Investiguen las actividades de los que están siguiendo los versículos violentos del Corán. Den ordenes a estudiar cada una página, frase y palabra del Corán y tal Y como digo yo si encuentran los mensajes de la violencia, yihad, odio y matanza entonces lo prohíben existir en nuestro país.

Ahora es el momento cuando el presidente del gobierno Español “D. Mariano Rajoy” tiene que tomar las medidas urgentes y necesarias sobre esta tema como hizo en el año 2007 el primer ministro del Australia “John Howard”, se declaro a la nación que: “Los musulmanes que quieran vivir bajo la ley islámica de Shariah (La ley del Corán) que se marchen de Australia”.

Ahora ya que tenemos un nuevo gobierno en España, Esperemos que tomara algunas medidas serias sobre la tema del Peligro a España por el Corán. Muchísima Gracias

Imran Firasat

Un Pakistaní ex musulmán y refugiado político en España

(Madrid-España)

FUENTE: http://mundosinislam.com/quemar-el-coran-en-espana/